Cosas Nuestras

Padres


Embarazar a una mujer ya no es gran proeza. Sucede todos los días en nuestra comunidad.

Bajo dos condicionales preocupantes y de riesgo para los recién nacidos.

Una es la extrema juventud de las madres, incluso alumnas de secundaria.

La otra es la creciente ola de padres ausentes, irresponsables.

Los que hay que llevar ante un juez y aceptan pagar “hasta mil pesos al mes”.

Otros ni siquiera lo intentan, prefieren invertirlo en seducir a otras ingenuas.

Definamos pues a quiénes van a festejar el Día del Padre. A los embarazantes o a los que afrontan su responsabilidad.

jvillega@rocketmail.com