Cosas Nuestras

Marchas

Por supuesto que usted no va a marchar para exigir trato justo a El Chapo.

Pero entenderá las razones de los que protestan en su nombre, en Sinaloa.

Son como los que moviliza el PRI en apoyo a sus candidatos.

O los que reclutan con despensas el nuevo PAN en varios estados.

No habla la convicción, sino el hambre y aun la miseria de los manifestantes.

Para dispersarlos no se necesitan gases ni armas.

Basta con darles empleo, casa y alimentos para llevar a sus hijos.