Cosas Nuestras

Jóvenes

Denostamos a la juventud actual acusándola de frívola, superficial, apática.

Pero cuando los conocemos uno a uno descubrimos a muchos seres excepcionales.

Críticos intransigentes de los políticos, los siguen en Twitter para juzgarlos.

Sueñan con ir, no a pasear sino a estudiar, a Europa, al Asia.

Se frustran porque no hay buenos empleos y los viejos no se jubilan.

Demoran casarse para primero alcanzar madurez y autonomía económica.

Repudian las plagas del mundo adulto: la corrupción, la tranza, el fariseísmo.

jvillega@rocketmail.com