Cosas Nuestras

Desperdicio

Nos lamentamos diciendo que México es país de grandes carencias.

Debiéramos aceptar y avergonzarnos de ser país de grandes desperdicios.

Se pudren y tiran a la basura toneladas sin  fin de papas, cebollas, limones.

Se quedan en los árboles millones de piezas de fruta porque no es negocio cosecharla.

Se desperdician miles de litros de leche y hasta toneladas de carne de puerco.

En país alguno es sano ese desperdicio; en un país con hambre es hasta criminal.

Como con todos los recursos y el dinero; no es la escasez, es la mala distribución.

Se nos pudre en las manos, inútilmente, el legendario cuerno de la abundancia.

jvillega@rocketmail.com