Cosas Nuestras

Cacería

Los cazadores afirman que con sus armas ayudan a equilibrar la población animal. Pero están conscientes de la censura social creciente a las competencias cinegéticas.

Procuran no retratarse apuntando los rifles o exhibiendo trofeos (animales muertos).

Pero como preguntó alguien: y las carnes asadas que devoramos, ¿se dan acaso en los árboles? Hombres y animales, por naturaleza, son cazadores. Matan para comer, para defenderse.

Eso sí, es abominable matar seres humanos o ser crueles con animales. Corresponde a la sociedad impulsar la actitud de reverencia por la vida.

jvillega@rocketmail.com