Cosas Nuestras

"Big Brother"

Ya no son tan taquilleras las nuevas versiones del programa Big Brother.

Sigue habiendo interés morboso de espiar las intimidades de los famosos.

Pero ya no nos resulta tan novedoso el escrutinio de las vidas ajenas.

Porque ahora todos nos sabemos espiados por miles de cámaras por toda la ciudad.

Cualquiera tiene acceso a nuestras compras, finanzas, hábitos de consumo y hasta vicios.

Con la nueva tecnología simplemente desapareció toda privacidad.

Todos estamos en la casa de Big Brother. Y aquí no hay expulsados. Nos quedamos para siempre.

jvillega@rocketmail.com