Leviatán

El momento de México

Para entender la percepción del México de hoy es obligado leer la edición del mes de octubre de la revista Nexos, en la que tres compatriotas dibujan con su pluma un diagnóstico de lo que va del sexenio al que le urge recuperar la credibilidad y la confianza de los mexicanos.Tres visiones críticas de una realidad en la que es protagonista una opinión pública enojada por los constantes escándalos de corrupción, violencia, impunidad y violación de los derechos humanos.

Héctor Aguilar Camín afirma que el país tiene un nuevo rumbo “pero no navega con claridad”, parece hundirse en la irritación, la frustración y el fracaso. La corrupción pública y la impunidad criminal son los grandes afluentes del descontento.

La agenda urgente es la corrupción, la impunidad, la baja calidad de los gobiernos y el desprestigio de partidos políticos y de la política.José Wlldenberg recuerda que hubo una “sobreventa de las expectativas” al desmontar un sistema autoritario y construir uno democrático, recapitulalos déficits de nuestro proceso democratizador y aborda el arranque prometedor y el quiebre de esta administración.

El tema de la Casa Blanca y el asesinato de los estudiantes normalistas trastocó el rumbo de la presente administración.Jesús Silva-Herzog Márquez reconoce que al surgir el juego democrático en 1997 aparecía “bajo la luz del optimismo” sin embargo a 18 años de distancia de pluralismo institucional las funciones elementales de la democracia “se han pervertido” y somos más vulnerables a la trampa y al crimen.

Hay por todas partes ánimo de barrer con la clase política y si es necesario “con las instituciones del equilibrio”.

Tres miradas distintas sobre los rasgos de un sexenio, que no son los peores de los últimos gobiernos pero la percepción ciudadana cree que el país “cruza por una hora negra”.

Es un agudo análisis  de nuestro país que convoca a la reflexión nacional. Necesitamos recuperar la fe y la esperanza pero para ello urge que trabajemos con verdadero patriotismo en una transformación profunda de la nación. 

POSDATA. El consejo estatal del PRI al acordar la convención de delegados para elegir al candidato a gobernador repite la receta que se aplicó hace 11 años en la polarización, cuando era gobernador Sergio Guerrero Mier, el héroe de mil batallas electorales que apoyaba a Carlos A. Herrera, pero que fue derrotado por Ismael Hernández Deras que se hizo de la gubernatura.

La primera lectura es que la decisión del centro es un espaldarazo a Jorge Herrera Caldera. Un discurso mudo del poder que se hace sentir.

Por su parte José Rosas Aispuro no descansa y opera fuerte por la alternancia. 



torrescastilloj@yahoo.com.mx