TODOTERRENO

Concejo ciudadano por un año

Con la reciente reforma electoral (Ley político electoral) en Coahuila, los ayuntamientos o alcaldías para el 2017 serán solo por un año, con derecho a la reelección en el 2018.

Esta reforma es con la intención de emparejar la elección local, con la federal.

El gran dilema será para el alcalde en turno, terminar su periodo por solo un año, o lanzar su reelección por otros tres años más.

Si decide reelegirse (la elección será en  Junio del 2018) deberá solicitar permiso tres meses antes para su campaña, es decir, que solo gobernará tres meses, concluyendo el periodo un interino.Son pocos o casi nadie los que estarían dispuestos, a entrarle a una alcaldía de tan solo un año, (sin reelegirse)  pues más tardarían en instalarse y acoplarse  cuando el periodo de un año fenecería.

Se requeriría de personas congruentes y comprometidas con su mandato para terminar todo el periodo.

Se escuchan varios nombres, entre los más viables es el del panista Carlos A Bracho González, aquél que se distinguió como director de atención ciudadana en la administración de Anaya,  pero también tuvo especial reconocimiento cuando fue diputado federal en la LX legislatura, que por cierto al término de su mandato como diputado federal, donó a “Cáritas” el bono de marcha, mismo que calificó de “legal, pero inmoral” que le fue asignado por dicha legislatura, también donó, su aguinaldo durante sus tres años como diputado.  

Carlos A Bracho, es de los pocos o muy pocos políticos congruentes y responsables con la encomienda que les da el pueblo mediante su voto, no escucha el canto de las sirenas, ni abandona su puesto para posesionarse en otro mejor. No. Su cualidad   ha sido, terminar su encargo hasta el final.

Una de las propuestas que se han venido escuchando a raíz de la reforma electoral en Coahuila, es que dicho periodo de solo un año, sea gobernado por un grupo de notables por conducto de un Concejo  Ciudadano, que sea presidido precisamente por Carlos A Bracho, y autorizado por el Congreso del Estado, evitando un gasto electoral innecesario  por tan corto periodo de gobierno.Se comenta que de ser aprobado dicho concejo ciudadano (sin políticos oportunistas) su breve gestión podría superar en obras y servicios, a las administraciones de tres y cuatro años, donde algunos políticos más que gobernar ven como saquear el erario.

¿Usted qué opina?


jorge.alonsoguerram@yahoo.com.mx