En privado

Ahora quieren los cambios, ¿por qué no antes?

No sé si no les embone, pero sí que no les acomoda.  Florestán


Cuando hoy estamos a 362 días de las elecciones presidenciales del año que viene, surgen voces que buscan complicarlas aún más. Unas planteando, ya, la segunda vuelta, otras descalificando a los consejeros del INE y pidiendo su cambio.

Quiero decir que aun estando de acuerdo con uno y otro planteamiento, que se presentan como exigencia, no entiendo por qué, mentes tan preclaras, dejaron correr el tiempo para demandarlos, ya en tiempos electorales.

De acuerdo con el calendario, en septiembre, dentro de 56 días, inicia el proceso electoral y estamos en la veda que habla de los 90 días antes de ese plazo.

Los promotores de esos proyectos tuvieron largos años para plantearlos, pero los dejaron pasar por lo que se podría derivar que lo que buscan no es exactamente un aporte democrático, al contrario, un obstáculo a ese proceso.

Lo refuerzo cuando no es solo la Presidencia de la República lo que estará en juego el próximo 1 de julio, ese es solo uno de los 3 mil 234 cargos que se elegirán en esa jornada, el más importante, sin duda, pero uno en una elección en la que además del jefe del Ejecutivo federal se elegirán 500 diputados federales, 128 senadores, nueve gobernadores, incluido el jefe de Gobierno de Ciudad de México, mil 613 alcaldes en 25 entidades, ya con los nuevos 16 capitalinos, y 591 diputados de mayoría relativa y 392 de representación proporcional en 27 estados, ya considerada la Asamblea Legislativa.

Esta sí que será la madre de todas las elecciones. Nunca en la historia democrática del país se han elegido tantos cargos, y menos en un clima tan enrarecido, que apunta a la crispación y la desconfianza, como el que se está conformando.

Algunos de los que insisten en segunda vuelta, ya, y cambio de consejeros electorales de inmediato, y muestran credenciales de demócratas, deberían plantearse si alcanzan los tiempos y si sus exigencias aportan o restan a estas alturas del proceso democrático que, vemos, es de dimensiones nunca vistas.

RETALES

1. FRENTE. A como van las cosas, no veo un frente amplio opositor para las elecciones federales del año que viene. El factor Anaya será decisivo. Si insiste en ir de candidato, Margarita Zavala irá por la libre, dividiendo el voto panista mientras el perredista irá por el suyo;

2. MUERTOS. La respuesta al elevado número de muertos en Sinaloa, Chihuahua, Veracruz y Tamaulipas, y al calentamiento de Quintana Roo y Baja California Sur, es la misma: son producto de enfrentamientos entre grupos criminales antagónicos, claro, lo que no es una excluyente de responsabilidad para nadie; y

3. PEGASUS. El origen del espionaje que se atribuye a la PGR es simple: solo ver quién adquirió el sistema y desde qué agencia, ahí, se operó. Y, de paso, que se investigue a los particulares que se dedican, impunemente, a esa ilícita actividad. A ver si el gobierno quiere y, sobre todo, se atreve.

Nos vemos mañana, pero en privado

lopezdoriga@milenio.com
Twitter: @lopezdoriga o Web: lopezdoriga.com