En privado

Mancera será precandidato

Para ti, hija mía. Que seas siempre muy feliz.Florestán y yo

Todos los antecesores de Miguel Mancera en el Gobierno de la Ciudad de México, ya como Departamento del Distrito Federal, ya como jefatura de gobierno, han aspirado a la Presidencia de la República y todos han sido precandidatos o candidatos.

Desde los tiempos del priato, los jefes del entonces Departamento del Distrito Federal eran presidenciables.

Los casos más emblemáticos fueron el de Alfonso Corona del Rosal, en el gobierno de Gustavo Díaz Ordaz (1964-70) que hasta el grado de general se quitó, un militar no podía aspirar a la Presidencia, y se le identificaba en todos los boletines como el licenciado Corona. Con José López Portillo (1976-82) el del profesor Carlos Hank, a pesar de que incumplía el entonces requisito constitucional de ser mexicano de nacimiento, hijo de padres mexicanos por nacimiento y se echó a andar una campaña que pedía modificar el 82 para el 82, lo que no ocurriría hasta el gobierno de Carlos Salinas, cuando desde el DDF se dio la precandidatura de Manuel Camacho Solís, quien al ser derrotado por Luis Donaldo Colosio lo llevaría a romper con Salinas y a dejar el PRI, del que fue secretario general.

Ya con la Ciudad de México democrática, los tres jefes de Gobierno surgidos de elección directa a partir de l997 fueron precandidatos y dos de ellos candidatos: Cuauhtémoc Cárdenas, en 2000, y Andrés Manuel López Obrador, en 2006. Marcelo Ebrard, en 2012, siendo un fuerte precandidato, le dejó el camino libre a López Obrador, que lo volvería a ser.

Con estos antecedentes, ayer le pregunté a Miguel Mancera si iba a jugar esa candidatura, y me respondió: Yo no vine a cuidar la imagen, vine a gobernar. Tengo que seguir gobernando. ¿Qué va a pasar dentro de cinco años? No lo sé ahora.

Esta respuesta contrasta con el machacón y engañoso a mí que me den por muerto, de López Obrador, desde el que construyó una candidatura tan formidable, que lo dejó a unos votos de mudarse a Palacio Nacional, como quería.

El hecho es que en ese cargo todos han sido precandidatos. Mancera, que lo ocupa ahora, lo será también.

RETALES

1. REFORMA. Como le adelanté, ayer se presentó en el Senado la reforma para el Distrito Federal que algunos dieron por muerta al no ir en la política-electoral. Era un acuerdo Peña Nieto-Mancera y saldrá;

2. SALUD. La bancada del PRD en el Senado emitió finalmente un comunicado en el que confirma que es de salud, el motivo de la ausencia de su coordinador, Miguel Barbosa, y que pronto estará de vuelta. Que así sea; y

3. RELEVO. Casi nadie se enteró, pero el secretario de Medio Ambiente, Juan José Guerra Abud, dio posesión a Guillermo Haro Bélchez, como nuevo titular de la Profepa, en relevo de Francisco Moreno. No se dieron los motivos y el cambio pasó inadvertido.

Nos vemos el martes, pero en privado.