Antena

Usuarios atrapados

Hoy en día las telecomunicaciones están presentes en nuestra vida cotidiana, ya sea en la casa, el trabajo o la escuela, al grado de que perdemos de vista que los adelantos tecnológicos que utilizamos o de los que hablamos nos tienen atrapados desde diferentes perspectivas.

Una de ellas puede ser que no podemos estar sin un teléfono fijo o móvil, sin internet para el uso de una computadora o hasta los canales exclusivos que nos ofrece la televisión restringida. En síntesis, se vive sujetado.

Pero también existe otra vertiente en la cual nos encontramos atrapados por las telecomunicaciones; hace unos días, la consultoría Millward Brown Vermeer proporcionó algunos datos interesantes respecto al mercado de las telecomunicaciones en México, donde queda claro que, en comparación con mercados similares, entre ellos Brasil, Chile y España, estamos muy por debajo.

Dentro de los datos más destacables se encuentra que “70 por ciento de los mexicanos se siente atrapado por su proveedor de telefonía”. Esto lo entendemos perfectamente como un efecto de la falta de competencia en el sector, así como por los precios altos y los malos servicios.

Esos factores lastiman a los usuarios y antes de la reforma en telecomunicaciones no había nada más que aguantar; sin embargo, a partir de su aprobación se han empezado a ver acciones tendentes a vislumbrar un mejor futuro en el sector, al grado de que la encuestadora GEA-ISA dio a conocer que dicha reforma es la segunda más recordada por la población.

Y eso se debe a que la sociedad no solo espera mejores servicios o más operadores, sino también precios más bajos o ya no pagar larga distancia. El estudio de Millward Brown detalla que los mexicanos gastamos más de 35 por ciento del salario mínimo en telefonía celular, mientras que en Brasil y Chile gastan por el mismo concepto 7 y 17 por ciento, respectivamente, de su salario mínimo.

Simplemente, amigo lector, pregunte a una empleada doméstica o a un albañil cuánto dinero invierten de su salario en recargas telefónicas de su celular. No es descubrir el hilo negro, es el momento de que la reforma se sienta en el bolsillo del usuario.

jogomez18@gmail.com