Antena

Un Ifetel para Ripley

Bien dice el argot popular: “Solo en México suceden estas cosas”. Y en efecto, nuestro Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel) está para el Museo de Ripley, ahí donde se exhiben acontecimientos extraños o curiosos sucedidos en el mundo, aunque
usted no lo crea.

Para nadie es un secreto que el tema de la seguridad en nuestro país es una prioridad que requiere de acciones de parte de los poderes federales y de los órganos autónomos; cada uno de acuerdo con su competencia. No puede haber dilación, omisión o inoperancia al actuar.

Ahora resulta que dentro de las 12 consultas públicas planeadas para el primer semestre de 2015, el Ifetel implementará una en específico para el código 911, el cual será un número de emergencias a escala nacional que permita a los mexicanos contar con un medio único para pedir auxilio en caso de emergencia.

Es increíble que el Ifetel esté pensando en una consulta pública para ese tema en específico, naturalmente que todas las opiniones serán a favor, quien se manifieste en contra será porque es un delincuente o presunto culpable. Es ilógico que el Ifetel pierda el tiempo en consultas sobre cuestiones tan obvias y de urgente resolución.

Por otra parte, el Ifetel resolvió que sí existió un ocultamiento de información entre Telmex y Dish; al primero lo sanciona con 14 millones de pesos y al segundo con 43 millones por no notificar previamente a la autoridad de una serie de contratos que, a su juicio, constituyen una concentración.

Es increíble, a reserva de conocer el expediente, que ante un hecho tan notorio y calificado de concentración, solo equivale a 57 millones de pesos la multa entre ambas empresas, cuando ese amasiato ha dejado mucho más que la cantidad mencionada.

Algo o alguien mece la cuna en el Ifetel a favor de Telmex, los hechos así lo demuestran.

En síntesis, ¿qué se espera del Ifetel? Sus acciones, resoluciones y consultas son todas cuestionadas; la verdad tenemos un órgano constitucional para Ripley.

Interferencias

- Mi solidaridad con Joaquín López-Dóriga y reconocimiento a la Comisión de Quejas del INE por su análisis.

jogomez18@gmail.com