Política cero

El papa, Osorio, Kate, 'El Chapo' y Moreira

Estaba tan ocupado el secretario de Gobernación buscando la manera para que Omar No sabe Fayad fuera el mero, mero candidato del PRIcámbrico Temprano para el mil veces H estado de Hidalgo (para dejar fuera al paladín de la reforma energética, David Penchyna, tuvo hasta que dejar en calidad de invitado de piedra a Don Beltrone, según dicen las malas lenguas, que no respetan a nadie), que tristemente cayó en la provocación de su santidad que, con tal de no tener que aguantar las canciones de Anahí y Julión Álvarez, anduvo diciendo que México tiene sus problemas de guerra, violencia, impunidad e inequidad, a ver si le retiraban la invitación.

Ahí sí que novatearon a Osorio Chong, que hasta le contestó a Francisco que México sí tiene sus problemitas, pero que los está resolviendo —diría la seño Legarreta—, algo que se puede apreciar en Guerrero, donde no puede haber una matazón con más de 10 muertos a riesgo de que te apliquen una fotomulta, o en Veracruz, donde se cree que la gente desaparece por culpa de policías coludidos con el crimen organizado, cuando en realidad te abducen los extraterrestres para que vuelvas a votar por Javiercito Duarte, haga o no haga falta. Digo, aunque don Miguel Ángel tiene la boca retacada de razón, pues solo cayó en el juego del sumo pontífice, que tampoco quería pasar a saludar a don Norbeto Rivera Carrera, al que ve con tanto aprecio como una derrota del San Lorenzo de Almagro, quesque porque era cuate del padrote Maciel, ese gran entusiasta de la estimulación temprana.

Pobre don Bergoglio, que va a tener que buscar un amparo como Kate del Castillo, quien se está convirtiendo en un auténtico peligro para México y ya hasta tiene orden de presentación fast track, aunque no faltará quien diga que todo es una cortina de humo de la PGR para que no se le haga mucha bulla a las dificultades que está pasando para demostrar que El Chapo Guzmán es un narcotraficante.

Sí, ha de ser tan retedifícil que al rato lo van a tener que soltar como a Humberto Moreira, que fiel al chúntaro style que lo gobierna, dio su gira mediática de la #MisiónCumplida vía satélite y ataviado con una bonita camisa de cuadros rojos y blancos, como si viniera de ordeñar unas vacas gordas.

Espero que para limpiar el honor manchado de Moreira de las moreiriñas, los españoles manden a jugar al Barcelona a la Liga MX.

jairo.calixto@milenio.com
www.twitter.com/jairocalixto