Política cero

Carlos Vela y los "michoacanazos"

Estoy seguro de que a Carlos Vela (dicen, el mejor delantero mexicano en estos días, como si eso fuera un parámetro para evaluar sus atributos panboleros) no le hicieron una oferta que no podía rechazar, y por eso dejó al Piojo y sus amigos con un palmo de narices con la selección.

Y es que todo parece indicar que para el delantero de la Real Sociedad, jugar para el Tri sería como para El Peje ir a una marcha con Los Chuchos, lo que es casi comprensible. 

Por otro lado, me gustó que Vela no alegara todo esto, sino que simplemente dijo con toda claridad que no estaba bien “mentalmente” como para jugar un Mundial, que es como decir que no estás de humor para tener una orgía como las de Leonardo di Caprio en El lobo de Wall Street que es como Cinco nacos cruzan el pantano financiero y lo dejan peor. Digo, a lo mejor no estás de humor para tres meses de concentración, perdiendo oportunidades en tu equipo y las ligas europeas, solo para que eliminen a los ratones verdes en la primera ronda. No se necesita ser un genio del mal para saber que solo con un operativo estilo Michoacán ahí la selección podría más o menos lograr dos empates en Brasil 2014.

Eso si al Piojo no se le ocurre declarar al estilo el comisionado Alfredo Castillo en un homenaje muy sincero a Fox, que “enfrentamos a un enemigo sin escrúpulos” como si hubiera sido coach de los Broncos frente a la autodefensa de los Templarios de Seattle.

Bueno, también se pudo haber pensado en que tamaña frase la espetó Mia Farrow refiriéndose a su ex, Woody Allen, acusado de toda clase de perversiones. Ya en Deconstructing Harry el cineasta había sacado a pasear su alma llanera y cruel en un tono burlón que hoy debería permear a quienes pretenden que se olvide su obra en un alucine medio fascista.

Como quiera que sea, a lo mejor la dichosa frase se trataba de un señalamiento de la Arquidiócesis de México en contra del PRD por buscar la legalización de la mota. Como si estuviéramos en la quinta centuria, los ensotanados regañaron gacho al PRD —peor que el padre Solalinde que los acusó de haber PRIanizado—, acusándolo de partido pacheco con un entusiasmo que ya le hubiéramos querido ver en casos como el del Padrote Maciel y la guardería ABC. A lo mejor lo que quieren es que saquen para andar iguales. Si a Vela, en vez de amenazarlo con michoacanazos chauvinistas y chillones, le ofrecen ir a las fiestas de la senadora perredista, chance y se anima.

jairo.calixto@milenio.com

www.twitter.com/jairocalixto