Violación

Independientemente de otros muchos asuntos, una vez más el gobierno federal viola el código de ética en comunicación: Quisieron poner a la ciudadanía "en su lugar" y les salió el tiro por la culata. Debido a la avalancha de críticas que tuvo en las redes sociales, el gobierno lo retiró de YouTube. Chécalo aquí: www.enterate.mx/spot-del-gobierno-apunta-ya-chole-con-tus-quejas/

Quienes están a cargo en el gobierno de lo que pomposamente llaman "Comunicación Social", además de que con ese spot menosprecian la inteligencia del destinatario, pasan por alto una regla de oro establecida en el código de la comunicación: no deben hacer mención de asuntos que falsean la realidad, el código de ética lo prohíbe, pero los comunicadores "oficiales" se lo pasan por el arco del triunfo.

Posiblemente los encargados de la producción de ese spot ignoran la existencia del código, de ser así, ¿qué clase de profesionales son? En el supuesto que sí sepan de su existencia ¿por qué lo violan? ¿Será por instrucciones del gran jefe?

¿Supondrán los asesores en comunicación del gobierno federal que los ciudadanos somos débiles mentales? ¿Qué no hemos entendido la "trascendencia" de las reformas? Las cuales todavía están en estado embrionario. La Energética con la malograda primera ronda, y la Educativa que ha puesto a la bronca disidencia magisterial en las calles de diferentes ciudades del país, afectando a miles, si no es que a millones de ciudadanos cuando intentan trasladarse a sus respectivas sedes--- trabajo, escuela, etcétera, para cumplir con sus compromisos cotidianos.

El gobierno federal volvió a equivocar la comunicación con sus gobernados. Demuestra su falta de sensibilidad. Las críticas se han generado porque el pueblo NO está satisfecho con los resultados de la actual administración. Errores como la reforma fiscal han afectado la economía de los hogares mexicanos y la productividad de la empresa nacional.

Debido a los errores cometidos: conflictos de interés y otros, el gobierno mismo ha afectado su propia imagen. Hoy día Peña Nieto tiene el 36 por ciento de aprobación, la más baja que ningún presidente en los tiempos recientes ha tenido.

Menospreciando la inteligencia de los mexicanos, difícilmente el gobierno remontará su baja calificación. Le sugerimos tener sensibilidad, porque si no, será el pueblo quien diga: ya chole.

jaimemarinsr@jmarin.com