Radar

MIDE y Evalua Jalisco a prueba

Elogié ayer aquí la secuencia (que ojalá tenga consecuencia) que se le dará a la primera glosa ciudadana que se realizó hace un año sobre el primer informe de Gobierno de Jorge Aristóteles Sandoval, no sólo con una segunda edición de este inédito ejercicio de rendición de cuentas sino con su ampliación de dos y media a cuatro horas, y con la respuesta que darán el mandatario y su equipo a destacados académicos y especialistas que criticaron abiertamente datos y consideraciones oficiales contenidas en aquel documento.

La repetición de este evento, que sin duda fortalece la convivencia democrática, compromete también al gobernador y su equipo a atender las observaciones que se han hecho desde consejos integrados también por representantes de instituciones de alto prestigio nacional e internacional, dedicadas a la evaluación de políticas públicas y ejercicios de gobierno, que han sido impulsados desde el mismo gobierno, en específico desde la subsecretaría de Planeación, que dirige David Gómez Álvarez, donde se diseñó la glosa ciudadana, que por exitosa, destacó también a nivel nacional.

Ahora que viene la semana de revisar lo que se ha logrado y lo que no en la búsqueda de alcanzar las metas que están por escrito en el Plan Estatal de Desarrollo, que en teoría tendría que ser lo que guíe el contenido del segundo informe de gobierno que se presenta la próxima semana en el Congreso, es buen tiempo para revisar qué se ha cumplido de lo que desde estos espacios independientes de evaluación han sugerido. Me refiero al programa MIDE y al programa Evalua Jalisco que se anunciaron con bombo y platillo y que colocaron a Jalisco en la vanguardia del tema de la revisión externa de resultados, que lo hizo merecedor incluso de reconocimientos de organismos internacionales.

Hoy que por ley los gobiernos de todos los niveles están obligados a presentar y seguir un Programa Anual de Evaluación, sería más que oportuno saber qué hicieron en el gobierno estatal, por ejemplo, con las recomendaciones que hicieron los expertos de Evalua Jalisco para que esa evaluación fuera más amplia y sistemática.

Tocaría también checar qué dicen y qué conclusiones tienen los especialistas del programa MIDE sobre la utilización del sistema de indicadores del desarrollo que se definieron desde el propio gobierno para medir los resultados de las distintas políticas públicas. Hay que recordar que se definieron 188 indicadores básicos y cerca de 200 sectoriales.

Sin duda el exponerse a la crítica independiente siempre implicará riesgos, pero también la oportunidad de que los ciudadanos tengan mejores gobiernos. Si ya la Administración de Jorge Aristóteles Sandoval se asumió como un gobierno abierto a la crítica y recibió distinciones por ello, hoy es tiempo de acatar las recomendaciones. Veremos.

 

twitter: @jbarrera4   

jaime.barrera@milenio.com