Radar

El Instituto Metropolitano de Planeación, por fin

Luego de décadas de desórdenes urbanos que nos llevaron a ser la segunda entidad con el mayor número de viviendas abandonadas, entre otros desastres, hoy nace por fin, tras 24 meses de embarazo, el Instituto Metropolitano de Planeación con la publicación en el Periódico Oficial de Jalisco del Estatuto Urbano de las instancias de coordinación metropolitana de la ZMG.

Su gestación no se interrumpió y sobrevivió al relevo de gobiernos estatales de distinto signo político, así como al cambio en las Administraciones municipales, y eso sin duda, ya es una buena noticia.

A principios de año, escribí aquí que en el logro o no de tener un crecimiento urbano más ordenado mucho dependería lo que pase con el muy pospuesto inicio de actividades del IMP, en el que el gobierno estatal y las autoridades municipales de la zona metropolitana han prometido coincidir para definir mejores políticas urbanas.

Publicado hoy el estatuto, lo que faltará para echarlo andar será nombrar al director, cosa que harán mañana los alcaldes de Guadalajara, Zapopan, Tlajomulco, Tlaquepaque, Tonalá, El Salto, Ixtlahuacán de los Membrillos y Juanacatlán.

Todo apunta que el primer director del IMP será Alberto Orozco Ochoa, quien fue nombrado en febrero de 2012, coordinador de la comisión por la coordinación metropolitana, y quien condujo el proceso de creación y gestión del IMP, entre otras cosas el estatuto que hoy se publica.

Aunque hay voces que reclaman abrir el proceso de designación, creo que en este caso es preferible dar un voto de confianza a quien junto con los comisionados Mario Silva y Roberto Arias, arrancó el proceso de construcción del IMP.

Orozco Ochoa, nieto del finado ex gobernador de Jalisco, Alberto Ochoa, tiene una maestría en planeación urbana por la Universidad de Nueva York y ha sido consultor externo de la ONU en proyectos de planeación para el desarrollo económico local, por lo que las credenciales y el perfil lo tiene. Empecemos con él y evaluémoslo, pero ya no perdamos más tiempo.

Un primer indicador será el mismo estatuto que hoy se publica y que de entrada, los integrantes de la organización ciudadana, asamblea por la gobernanza, cuestionan que no fue consensuado y que no hay actas de cabildo que los respalden.

Habrá que revisar detenidamente el contenido del estatuto (que consta de 4 títulos: Disposiciones generales; las instancias de coordinación metropolitana; los instrumentos de planeación metropolitana y mecanismos de coordinación metropolitana; y el servicio civil de carrera del IMP) que fija las reglas con las que actuarán todas las instancias que buscarán darle rumbo a la metrópoli que conforman los ochos municipios de la zona Centro de Jalisco.

Habrá que ver si tiene dientes o no para erradicar ineficiencias y la corrupción alimentada por la voracidad de algunos malos constructores, que hemos pagado todos con una grave degradación de nuestra calidad de vida.

Ya veremos.

twitter: @jbarrera4   

jaime.barrera@milenio.com