Estira y afloja

La confianza en estimaciones del PIB

Luis Videgaray, secretario de Hacienda y Crédito Público, destacó en el Financial Times (MILENIO, 17 de febrero) la importancia del significado político y económico de la palabra “confianza”, y precisó que “podríamos llevar a cabo 10 reformas energéticas, pero si no le sumamos la confianza, no abarcaremos todo el potencial de la economía mexicana”.

Es cierto lo que dice. También es verdad que un funcionario que no logra la confianza de todos en lo que hace, ordena, promueve o fija como meta, está destinado al fracaso.

Me parece que hay ciertos funcionarios que deben generar más confianza en su entorno que otros, porque su responsabilidad es mayor y tiene más influencia en los ámbitos nacional y extranjero. Sin duda Videgaray lo es, al igual que el gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, responsables del timón para mejorar el crecimiento económico y el poder de compra.

Las observaciones presentadas ayer por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) respecto a la metodología que utiliza la Secretaría de Hacienda para medir el PIB que servirá de base en la instrumentación del proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación, son elementos negativos para fortalecer este concepto de “confianza”.

La ASF usa comentarios como “el cálculo para obtener el PIB potencial (bajo la metodología de la SHCP) puede no ser estadísticamente confiable”, que “podría generar un margen de discrecionalidad en el uso de la estimación para requerir al Congreso de la Unión un mayor nivel de déficit presupuestario y de deuda pública para su financiamiento”.

Para eliminar ese sesgo que afecta la confianza en la medición hacendaria, la ASF propone que el Inegi “tenga la responsabilidad legal” de hacer la estimación que sirve para generar los Criterios General de Política Económica que acompañan la presentación al Congreso del Presupuesto de Egresos de la Federación.

La observación me alertó. Aunque los expertos auditores no lo dicen, queda la sensación de que la SHCP podría estar manipulando las cifras, lo que sería muy, pero muy preocupante. Claro, sobra decir que la confianza hacia Luis Videgaray se afectó.

Cuarto de junto

Pedro Joaquín Coldwell, secretario de Energía, encabezará el viernes en Boca del Río, Veracruz, la ceremonia de colocación de la primera piedra del Centro de Tecnología para Aguas Profundas, del Instituto Mexicano del Petróleo, que dirige Ernesto Ríos Patrón, cuya inversión inicial es de alrededor de 2 mil millones de pesos.

jesus.rangel@milenio.com