Estira y afloja

La agenda legislativa del CCE

A pesar de estar en pleno invierno, el primero de febrero se calentarán las actividades legislativas entre diputados y senadores. En principio, porque se buscarán reuniones inmediatas con el secretario de Hacienda y el gobernador del Banco de México, Luis Videgaray y Agustín Carstens.

Los legisladores buscan explicaciones sobre la devaluación del peso y sus efectos en la economía, en especial la necesidad de ajustar o no el gasto público 2016. Quieren politizar el enredado entorno económico y financiero mundial y sacar rodaja rumbo a las elecciones intermedias.

No se puede negar el daño por el derrumbe de los precios petroleros ni la inestabilidad y especulación en el mercado cambiario. Sin embargo, las principales variables de la economía mexicana no están en desorden como otras naciones, por lo que será interesante saber qué dirán los funcionarios.

El horno legislativo se calentará más porque el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), que preside Juan Pablo Castañón, insistirá en impulsar su agenda legislativa de temas pendientes para elevar la inversión, el crecimiento, el ahorro y el empleo.

Entre los temas a discutir están la reducción de la tasa del impuesto sobre la renta a personas morales, o sea a empresas, y la eliminación del gravamen sobre dividendos.

Suena lógico que se opongan legisladores y Hacienda a esa petición bajo el argumento de que disminuirán las captaciones fiscales, lo que no es congruente ante la caída de los ingresos petroleros.

Pero la disminución del ISR a empresas favorecería las inversiones, la generación de empleos y el crecimiento económico. Muchos corporativos sentirían un alivio a su situación financiera impactada por el tipo de cambio y el mayor costo del pago de deuda en moneda extranjera. El mismo efecto causaría la eliminación del impuesto a dividendos.

Castañón y su equipo no la tendrán fácil en sus negociaciones con los legisladores. Me parece que un mayor crecimiento de las empresas generará por sí mismo un aumento en la recaudación, pero el ambiente electoral no razona igual.

CUARTO DE JUNTO

La firma Di&Bi, de Davide Bizzi, comenzó los trabajos para desarrollar el malecón conocido como Tajamar, en Quintana Roo, con una inversión superior a mil millones de dólares. Cuenta con las autorizaciones de la Semarnat y la Profepa y el odio de ambientalistas... Pemex ya pagó las multas impuestas por la Comisión Federal de Competencia Económica y no se entiende por qué la titular de la Cofece, Alejandra Palacios, dice lo contrario.


jesus.rangel@milenio.com