Estira y afloja

Leyes que impulsen y no limiten: Ruiz Galindo

Los indicadores económicos en México son débiles. Estados Unidos no jala con fuerza las exportaciones mexicanas y la producción industrial, mientras el mercado interno continúa afectado por la nueva política fiscal, tanto en empresas como en hogares. Esos factores provocaron la baja en las expectativas de crecimiento para 2014: el FMI lo estimó en 3 por ciento, Banorte en 2.7 y el gobierno federal mantiene su proyección en 3.9.

Antonio Ruiz Galindo, presidente de la Asociación Mexicana de Capital Privado (Amexcap), por segunda ocasión desde el jueves pasado, lo tiene claro: “El primer semestre será malo, pero a partir del segundo veremos los frutos del cambio interno y de una fortaleza en EU. Tenemos que pensar en el mediano y largo plazo, y ahí los inversionistas ya decidieron que México será el consentido, más que Brasil”.

En la Amexcap están afiliadas 33 empresas que administran 75 fondos de inversión, sobre todo de pensionistas de EU. “En 2002 los recursos administrados eran de mil 500 millones de dólares; ahora superan 21 mil millones y en 2017 proyectamos el doble: 42 mil millones. Hay mucha confianza externa en México y muchas oportunidades que vamos a aprovechar”.

—¿Es consecuencia de las reformas? ¿Dónde hay más interés?

—El gobierno federal ha hecho su parte con las reformas y ahora corresponde hacer lo suyo a los inversionistas privados. Hay muchas oportunidades en infraestructura (trenes, carreteras, puertos), en bienes raíces, que incluyen naves industriales, centros de distribución, vivienda y oficinas y en los sectores energético y de telecomunicaciones.

Ruiz Galindo impulsa la misma filosofía de su abuelo y de su padre (todos con el mismo nombre), de devolver al país “mucho de lo que nos ha dado”, y de mantener una actitud positiva frente a los retos nacionales sin perder el piso.

“Las reformas están ahí, y ahora será difícil aterrizarlas con leyes secundarias, pero sí es posible… Creemos que deben concretarse con una visión de construir y no de limitar o de poner barreras.”

Cuarto de junto

La tecnología de inspección electromagnética de ductos del Instituto Mexicano del Petróleo, que dirige Vinicio Suro Pérez, determina el estado de los ductos sin necesidad de excavaciones ni interrupciones de la operación, y la Asociación Mexicana de Directivos de la Investigación Aplicada y el Desarrollo Tecnológico (Adiat) decidió otorgarle el primer lugar del Premio Adiat a la Innovación Tecnológica, que fue recibido por Édgar Kiyoshi Nakamura, jefe de proyecto.

jesus.rangel@milenio.com