Estira y afloja

Elevarán servicios portuarios

Las empresas navieras que utilizan la infraestructura portuaria recibieron en días pasados una noticia que no les agradó, sobre todo porque hay un estancamiento de la carga en general ante un crecimiento económico mediano del país.

De enero a septiembre pasado registró 214 millones 704 mil 136 toneladas en todo el Sistema Portuario Nacional, un crecimiento marginal de 0.3 por ciento respecto a igual periodo de 2013; el movimiento de contenedores solo aumentó 1.6 por ciento, al llegar a 2.44 millones de TEU (contenedor de 20 pies) en el mismo periodo.

La mala noticia que preocupa al sector es que la Coordinación General de Puertos y Marina Mercante, de la SCT, que encabeza Guillermo Raúl Ruiz de Teresa, les informó que en 2015 se incrementarán las tarifas de servicios portuarios.

El impacto será negativo para el sector marítimo, que tendrá que ajustar los costos específicos al comercio exterior. Es obvio que se podría generar un efecto dominó en las cadenas logísticas, con repercusiones negativas en los puertos mexicanos.

Naturalmente la preocupación se agrava porque esos recintos, al ser menos atractivos en costos ante la competencia de Estados Unidos (Los Ángeles y Long Beach), Panamá y Colombia, temen que la carga sea desviada; los puertos de Manzanillo y Lázaro Cárdenas son de transbordo de carga y estaría en riesgo su actual posición. Por lo menos 15 navieras que mueven el comercio exterior verían sus operaciones afectadas y replantearían el atraque en puertos nacionales.

El propósito de los aumentos de tarifas, según la coordinadora de puertos, es contar con recursos para el financiamiento de 28 proyectos de infraestructura pendientes, sin tomar en cuenta el
estancamiento en que se encuentra la actividad.

Los aumentos en las actividades de atraque, amarre y derechos de puerto afectarán directamente los servicios de lanchaje, remolcaje de barcos y pilotaje, entre otros, que ofrecen empresas especializadas en puertos, y serán absorbidos por los consumidores finales.

Cuarto de junto

El lunes pasado, el presidente de China Railway Construction Corporation Limited, Meng Fengchao, informó a los accionistas de la empresa que por la diferencia de horas recibió en la madrugada del 8 de noviembre la noticia de la cancelación del proyecto del tren México-Querétaro y les aconsejó actuar con prudencia. Seguramente ya les dijo que sí podrán recuperar gastos comprobados por su participación en la licitación; la SCT estima que esos recursos los utilizará para el nuevo proceso.

jesus.rangel@milenio.com