Estira y afloja

Cambios legales en bonos de CFE y Pemex

La Comisión Federal de Electricidad (CFE) informó ayer a la Bolsa Mexicana de Valores que solicitó modificar disposiciones jurídicas en tres series de bonos internacionales por un total de 3 mil millones de dólares, para reflejar los cambios que están sucediendo en el ámbito regulatorio del sector energético del país.

Propuso modificar las disposiciones relativas a los “eventos de recompra opcional que ocurren en caso de que deje de ser un organismo público descentralizado bajo las leyes mexicanas, o si deja de generar, transmitir y distribuir cuando menos 60 por ciento de la electricidad generada”.

Al igual que Pemex, por las reformas energéticas realizadas y en camino, la CFE se convertiría en una “empresa productiva del Estado”, lo que “obligaría a la CFE a ofrecer a los tenedores la opción de recompra de sus bonos a valor nominal”. La solicitud de enmienda alienaría los documentos de las emisiones de bonos al nuevo estatus jurídico de la empresa.

El 3 de junio Pemex también hizo una solicitud internacional para adecuar los lineamientos jurídicos de varias emisiones de títulos de deuda por un total aproximado de 40 mil 300 millones de dólares a los cambios de “organismos público descentralizado” por “empresa productiva del Estado”.

Pemex, a través de la Securities and Exchange Commission (SEC) de Estados Unidos, hizo público el 18 de junio que concluyó exitosamente la “solicitud de consentimiento” de los tenedores de bonos para las enmiendas planteadas.

Participaron en la negociación de consentimiento Morgan Stanley, Merrill Lynch, Pierce, Fenner & Smith y Deutsche Bank Securities.

Hay que recordar que un día después, 19 de junio, Moody’s elevó las calificaciones de la deuda de Pemex a A3, porque “a pesar de los cambios importantes que surgen de la reforma energética, Pemex continuará ligada cercanamente al gobierno de México, que continuará otorgando un fuerte soporte debido a la importancia que tiene la compañía para el presupuesto del gobierno, para el sector petrolero y para las exportaciones del país”, según dijo Nymia Almeida, vicepresidenta de Credit Officer de Moody’s.

Cuarto de junto

Hay críticas al resultado de la licitación pública internacional LA-03600993-T32014, porque la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal, que encabeza Jesús Rodríguez Almeida, compró más de mil 200 motocicletas modelo 2014, equipadas como motopatrullas, a la empresa Jet Van Car Rental a un precio de casi 90 millones de pesos, 40 por ciento más alto que el costo de mercado.

jesus.rangel@milenio.com