Estira y afloja

Altos gastos de operación de Telmex en el sur

¿Hay novedades en el caso de la desincorporación y venta de activos de Teléfonos de México (Telmex) para dejar de ser preponderante en telecomunicaciones? Sí y no.

Oficialmente la familia Slim no ha informado públicamente de más detalles de la decisión tomada el pasado 8 de julio en la reunión del consejo de administración sobre el tema. En esa ocasión se dijo que el comité de estrategia de la empresa autorizó “medidas para reducir su participación nacional por debajo de 50 por ciento del sector de las telecomunicaciones con el objeto de dejar de ser agente económico preponderante”.

También se conoció que entre los activos que ya no estarían dentro del corporativo hay sitios celulares (radiobases) de Telcel, incluidas las torres y demás infraestructura asociada a los mismos, para su operación y comercialización de posibles interesados.

Pero sí hay más información. Resulta que el líder del sindicato telefonista, Francisco Hernández Juárez, ha mantenido un diálogo permanente con sus trabajadores, mediante videoconferencias, para informarles sobre reuniones sostenidas con los dirigentes de las empresas telefónicas de Carlos Slim Helú.

El dirigente sindical comentó en la última videoconferencia, la semana pasada, que Telmex pretende vender 30 por ciento de sus activos en la zona norte, centro y sur; esta última es la que genera más gastos de operación y abarca los estados de Puebla, Veracruz, Guerrero, Oaxaca y Chiapas.

Incluye, entre otras cosas, las tiendas comerciales donde vende computadoras, celulares, iPod, iPad, y otras cosas más; centrales telefónicas y sus centros de trabajo.

También dio a conocer que en números redondos los trabajadores activos en Telmex suman 40 mil personas y que existen 20 mil jubilados, lo que revela el problema que en múltiples ocasiones ha intentado resolver la empresa casi unilateralmente. Telcel tiene 31 mil activos.

Varios trabajadores consultados son conscientes de que Telmex tendrá que cambiar esa correlación entre trabajadores activos y jubilados, y que lo más seguro es que con el tiempo en Telcel existan muchos más empleados activos que en Telmex.

El 17 de septiembre el sindicato de telefonistas celebrará la 39 convención nacional en su propio auditorio de la Ciudad de México. Los sindicalizados esperan que sea la oportunidad para conocer más detalles de lo que viene, es decir, de lo que tiene en mente la familia Slim para poder operar dentro de los dictámenes de las nuevas leyes y del regulador.

jesus.rangel@milenio.com