Golpe bajo

Una mujer desaparecida cada 15 horas

La desaparición de mujeres es un tema muy grave que debe ser atendido urgentemente por los tres órdenes de gobierno y por la sociedad.

De acuerdo con datos oficiales de los Ministerios Públicos, en lo que va del año, se tiene el reporte de 390 mujeres desaparecidas en la entidad.

En promedio, tenemos un caso nuevo cada 15 horas. El dato corresponde a niñas, adolescentes, jovencitas y mujeres adultas.

De las 390, solo en 384 casos los familiares presentaron las denuncias pertinentes.

Impactante también es el dato de que solo 72 de las 390 fueron localizadas o volvieron a casa. Pero hay 312 que aún no son encontradas.

Algunos de los factores detectados por las autoridades ministeriales son: asuntos sentimentales, víctimas de violencia familiar, discusiones con algún integrante de la familia, y porque salieron sin avisar.

Un hecho reciente es el de Mara Fernanda Castilla Miranda, de 19 años de edad, quien desapareció el pasado 8 de septiembre, cuando salió de un antro en San Andrés Cholula y que viajaba en un vehículo de la plataforma Cabify.

La Fiscalía General del Estado (FGE) de Puebla dio a conocer la detención del conductor del taxi privado, Ricardo Alexis Díaz. Dicho sujeto atendió el servicio de la estudiante de la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebal (Upaep).

Pero no es suficiente su captura, porque hasta esta noche de martes aún se desconocía su paradero.

Otro caso que causó revuelo este año fue el de Adriana Morales de Florencio, de 23 años de edad y estudiante de la Universidad Autónoma de Puebla (UAP).

Ella desapareció el 20 de abril, al trabajar en un crucero de la empresa Royal Caribean. El 26 del mismo mes se confirmó que fueron sus restos los hallados días antes en una isla en Bonaire, en El Caribe.

La desaparición es un tema muy delicado. Las opiniones son muy distintas. Está por ejemplo el comentario del rector de la Universidad Madero (UMAD), Job César Romero, quien dijo que por "sus libertades", las mujeres son presas de ataques. Sus dichos fueron muy criticados en redes sociales y calificados como misóginos.

Sin duda hay dos situaciones claras en este fenómeno, uno es la responsabilidad de la sociedad, para fomentar los valores en familia y que haya una mayor comunicación entre padres e hijos.

Pero también hay otro, la desaparición forzada, que tiene que ver con la operación de bandas de trata, dedicadas a privar de su libertad a mujeres. Este tema compete a las autoridades estatales y federales.

Deben pensar en las víctimas y la angustia, dolor y desesperación de las familias de las desaparecidas.