Golpe bajo

Puebla, fundamental para  aspiraciones de Beltrones, López y Anaya

Una cosa es que los dirigentes nacionales de los partidos políticos vengan a Puebla y digan que apoyan a sus candidatos y otra es que en la práctica lo hagan.

No solo es quedar bien, venir a tomarse la foto e irse, los líderes partidistas tienen que dejar precedente si quieren continuar con sus aspiraciones presidenciales.

Puebla es un estado de alta prioridad para ellos en este 2016, porque es un estado con 4.4 millones de personas en edad de votar, y que será fundamental para sus pretensiones políticas.

En encuestas difundidas en medios nacionales aparecen Ricardo Anaya, del PAN; Andrés Manuel López Obrador, de Morena; y Manlio Fabio Beltrones, del PRI.

Los tres han venido a Puebla en este proceso electoral para manifestar cariño a sus candidatos.

Solo que el cariño no se demuestra únicamente con palabras, sino con recursos económicos, la presencia física y moral, y la operación el día de las votaciones.

Morena se mueve según lo que diga y haga Andrés Manuel López Obrador.

En sus visitas por Puebla, el tabasqueño ha criticado los gobiernos del PAN y del PRI. El fundador y dirigente de Morena ha recurrido a su vieja estrategia para ganar adeptos y esta vez con la intención de levantar a su candidato, Quiroz.

Ricardo Anaya tiene claro que el único enemigo del PAN en el estado, es el PRI, y la última vez que estuvo en la entidad, el 12 de mayo, lo expresó con su discurso en contra de la candidata priista, Blanca Alcalá Ruiz, y para favorecer a Antonio Gali.

En esa ocasión, reporteros le preguntaron en una rueda de prensa si Puebla es fundamental para sus aspiraciones y las de Rafael Moreno Valle en el 2018, a lo que dijo que ya habrá tiempo, "hay excelentes cuadros dentro de Acción Nacional".

Manlio Fabio Beltrones, líder del PRI, ha sido crítico de la administración estatal, pero cuidadoso de no mencionar de forma insistente el nombre del gobernador.

En sus 4 visitas a la entidad para apoyar a Blanca Alcalá, ha manifestado que Puebla es fundamental .

La diferencia entre los tres líderes partidistas es que López Obrador es el aspirante único en Morena. En cambio, Anaya tendrá que pelear en la interna del PAN con Margarita Zavala y Moreno Valle; y en el PRI, Beltrones disputará la candidatura a Miguel Osorio Chong.

ivan.tirzo@milenio.com