Golpe bajo

Policías de Amozoc asaltaron a un regidor

¿O tienen licencia del comandante de Seguridad Pública David Zárate Cortés y del presidente municipal de Amozoc José Cruz Sánchez Rojas? ¿O están delinquiendo a espaldas de sus jefes?

Policías municipales de Amozoc están atracando sobre la carretera federal Puebla- Tehuacán. Lo hacen por las noches y en la madrugada, cuando hay menos probabilidades de que alguien los capte infraganti perpetrando sus robos.

El pasado 16 de septiembre robaron al menos a tres personas cerca de la gasolinera que está sobre la carretera en el tramo de Amozoc.

Lo que no sabían es que una de sus víctimas en esa madrugada es regidor de un municipio de la región centro del estado de Puebla.

El funcionario municipal detuvo su auto para revisarlo, porque escuchó un ruido.

Al buscar una herramienta en el vehículo, bajaron dos policías de la patrulla y le apuntaron en la cabeza.

El regidor recibió golpes en las costillas, que lo llevaron a atenderse con un médico de la ciudad de Puebla.

Los dizque guardianes de la seguridad le quitaron los 4 mil 500 pesos que el funcionario cargaba en la chamarra.

Los uniformados amenazaron a su víctima con buscarla y hacerle daño, de presentar una denuncia. Manifestaron que ya tenían información sobre su identidad, pero nunca revisaron que se trataba de un regidor.

Veinte metros más delante de donde fue asaltado, los policías repitieron el mecanismo contra dos transeúntes a quienes hurtaron dos mil pesos y tarjetas de crédito Los dos atracos fueron presenciados por personas que compraban en un OXXO y por dos despachadores de la gasolinera.

El funcionario tiene temor de presentar la querella, pide que por ahora no sea publicada su identidad.

Pero está convenciendo a las otras víctimas de proceder penalmente contra los policías, que están plenamente identificados.

El regidor tiene pruebas del robo y de las lesiones que le causaron y está seguro que si los vuelve a ver, los va a reconocer.

Los policías usan las armas y las unidades oficiales, causando mala imagen a la administración del edil José Cruz Sánchez Rojas.

Los asaltos de los uniformados ya son de dominio público, por la actuación del comandante de Seguridad Pública, que es quien los solapa, ánima y protege.