Golpe bajo

Lidera la México-Puebla… en robos

La autopista México- Puebla se volvió un foco rojo en el tema de seguridad. Todos los días hay levantones, asaltos a mano armada, lesionados y muertos. Y a todo eso no se ve para cuándo la autoridad federal haga algo.

Un joven de 25 años de edad falleció el mes anterior en el Hospital General del Norte de la ciudad de Puebla, por la lesión de una bala de arma de fuego que recibió en el cráneo, al ser víctima de un asalto, cuando viajaba en el autobús con número económico 135 de la línea ATAH.

Ladrones subieron al autobús en la parada Cárcel de Mujeres en la Ciudad de México y en la autopista se levantaron para asaltar a los pasajeros. En ese mes en la misma carretera ocurrió otro atraco en un autobús de la línea de lujo de la empresa ADO; una mujer fue a dar al hospital aterrorizada por la escena delincuencial

Y así se han repetido los atracos en autobuses en enero, febrero, marzo, abril, mayo, junio y julio. Y hasta ahora nadie sabe cuántos detenidos van, pero es sabido que los ladrones logran siempre se dan a la fuga.

Según información de la Cámara Nacional de Autotransporte de Carga (Canacar), la autopista México-Puebla-Veracruz es de las seis carreteras más peligrosas en el país.

En ese tramo reporta desaparición de camiones de carga, robos y secuestros a transportistas, por lo que han tenido que establecer ciertos horarios para circular en esa vía de comunicación.

La Puebla- México es de las más inseguras junto con la Monterrey- Tampico, Hidalgo- Tampico, Reynosa- Laredo, Matamoros- San Fernando, entre otras.

De enero a septiembre de 2013 registraron pérdidas por 243 millones de pesos, por robos en esas carreteras.

Los transportistas reportan que cuando se estacionan en una gasolinera o aún en circulación son interceptados por comandos armados. A los conductores los amarran y los abandonan en otras carreteras, para luego huir con las unidades y la mercancía.

En redes sociales, usuarios advierten con no abordar los autobuses durante las noches, por lo peligroso que resulta viajar en ese horario.

Ahora que las autoridades planean modernizar la autopista con el segundo piso, bien valdría que la Policía Federal aplicara medidas de seguridad para disminuir los niveles de delincuencia.