Golpe bajo

Inconformidad en el IMSS


En la delegación en Puebla del Instituto Mexicano del Seguro Social hay personal que acusa a un servidor público heredado por el ex delegado Rodolfo Reyes Coria, de sacar provecho de su cargo con supuestos moches y que comete el error de estar de 'bocón' por presumirlo a sus compañeros.

Varios correos llegaron a este reportero que coinciden en pedir al delegado Enrique Doger que revise el actuar del funcionario. Se reproduce parte de uno de los correos, sin las palabras altisonantes del mensaje.

"El señor delegado Enrique Doger no se ha dado cuenta con su olfato político que tiene a un colaborador de poca monta y con una cola larga y plumaje manchado".

"El personaje de quien estoy hablando es el último que queda vivo de la administración de Reyes Coria, su nombre es Ángel Covarrubias Zárate, alias el galán de los microbuseros, ya que aquí se las da de mucho mundo y mucho tururú enamorando a la que se deje para lograr sus objetivos tirando poder del congreso local y del PRI municipal y el nombre de su verdadero jefe no es Reyes Coria, es Pepe Chedraui al que le debe ahora un doble favor (...)".

"(...) lo ha dicho que le sigue llevando resultados ya que está cuidando a sus proveedores y procurando que salgan en tiempo sus pagos y sin sanciones para llevárselo al diputado Chedraui, todo esto dicho por el mismo Covarrubias a los proveedores consentidos, pero eso sí cobrando puntualmente a los demás proveedores cada vez que reciben sus pagos en nombre del señor delegado Enrique Doger y de su jefe de servicios administrativos Jorge Ruíz, con el argumento de que cambiaron las reglas y estos vienen más culeros".

"Señor delegado este bocón le está pegando a su imagen y puede ser muy peligroso ya que está ventilando cosas que dice que usted le ordena como que ya le pidió lana directamente para que se quede en el puesto".

"El mismo Ángel Covarrubias dice a los cuatro vientos que su jefe el diputado Chedraui negoció con usted delegado para que él se quedara en el puesto y de esta forma facilitarle el camino, es decir pasarle la charola de los diezmos que ahora son del 15% que le sablean a los proveedores".

"Sabía usted señor Delegado que este bocón está diciendo que tuvo que enamorar a Gabriela Pérez Árcega, para que le dé en charola de plata las plazas que le ha solicitado y que hasta la fecha han sido 67 plazas".

  tirzoivan@gmail.com