Daños colaterales

Ocho ideas de expertos mexicanos ante Trump

Ante la nueva era Trump y en aras de generar “insumos de política pública para reducir la magnitud de los problemas fronterizos” en puerta, expertos mexicanos debatieron en la Ciudad de México los días 18 y 19 de enero los “Retos de la política exterior mexicana, la seguridad nacional y la nueva administración federal en EU”. El  seminario fue coordinado por el profesor José María Ramos García de El Colegio de la Frontera Norte (El Colef) con la asistencia de académicos y funcionarios de la UNAM, el Colmex, el Instituto Nacional de Administración Pública (INAP), el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol) y el Centro de Gestión y Cooperación Internacional para el Desarrollo (CGCID). Entre sus principales conclusiones, que El Colef compartió con este espacio (prensa@colef.mx) figuran:

1. La frontera México-EU es un espacio donde se han creado procesos de competitividad y bienestar en el marco de la iniciativa Frontera del Siglo XXI y es difícil que se puedan limitar.

2. El modelo de frontera se ha fortalecido balanceando las prioridades de seguridad y la agilización de los cruces fronterizos.

3. Ha existido una eficaz cooperación binacional sobre terrorismo según las prioridades de seguridad de EU, que ahora se centrarán en el extremismo islámico.

4. Narcotráfico: puede darse también una mayor colaboración binacional considerando los riesgos y los impactos que genera la vulnerabilidad de la violencia, la inseguridad y criminalidad en la frontera norte mexicana. Esto conlleva a una revisión integral de la Iniciativa Mérida.

5. Se espera la construcción de un muro, posiblemente una barda metálica en la frontera suroeste de Texas, considerada una de las áreas de mayor cruce de migrantes.

6. Ante la anunciada renegociación del Tlcan, México debe fortalecer nuevos procesos de integración y promover la negociación de acuerdos laborales migratorios con EU. Sugerimos también aplicar políticas de desarrollo local bajo procesos de gobernanza asociada e interinstitucionales.

7. Los estados fronterizos del sur de EU se han beneficiado de estos procesos de integración en todas las áreas por lo que es muy difícil cambiar tales dinámicas.

8. Las iniciativas de la Frontera Siglo XXI y el Diálogo Económico de Alto Nivel han sido exitosas para el crecimiento fronterizo y binacional desde el año 2000. Por ende, es posible fortalecerlas definiendo una agenda de política exterior hacia EU basada en la competitividad, la seguridad y el bienestar nacional.