Peor para la verdad

Elecciones y Reflexiones

Este año se disputarán 2,159 cargos de elección popular en los comicios que se celebraran el 7 de junio. Se renovaran las 500 curules de  la Cámara de Diputados, 9 gubernaturas, 641 diputaciones locales en 17 entidades, 993 alcaldías en 16 estados y 16 jefaturas delegacionales en el Distrito Federal.

Este proceso electoral será el primero que organizará el Instituto Nacional Electoral, en lo que respecta a la votación para los 500 diputados que integrarán la Cámara de Diputados, por su parte, los recién creados Organismos Públicos Locales Electorales (Oples) tendrán a su cargo la organización de los comicios para definir los 1,659 cargos locales en disputa.

 Es importante señalar que la jornada electoral del próximo 7 de junio se realizará con el nuevo esquema de casilla única, como resultado de la aprobada reforma electoral.

 En el Congreso de la Unión, sigue pendiente la designación del titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales, que se deberá realizar o en un periodo extraordinario de sesiones o al inicio del próximo periodo ordinario de sesiones.  Seguramente los legisladores lograrán los consensos necesarios para que esta institución cuente con el Fiscal que vigilará el desarrollo de las campañas.

 Asimismo, los partidos políticos deberán de escoger a los mejores hombres y mujeres que contenderán por los puestos de elección ya mencionados.

 Si bien es cierto que en los meses recientes se han difundido diversos escándalos protagonizados por políticos de diversos partidos, no es justo generalizar a todos los militantes por el error de una persona.

 En nuestra democracia, se cuenta con talentos en todos los partidos políticos. Por eso, las propuestas que se presentaran a los electores deberá de ser seguramente la mejor, donde las propuestas, el talento y la experiencia serán valorados por los electores.

 Por la cantidad de cargos que se elegirán, este proceso electoral definirá la composición geopolítica del país. Son nueve gubernaturas las que se disputarán, además del total de la Cámara de Diputados.

 A los próximos legisladores les corresponderá impulsar una agenda legislativa amplia, cercana a la población, que atienda las más apremiantes exigencias de la población y genere los consensos necesarios entre los diversos actores políticos.

 Además, este proceso representa por sí mismo un avance importante en la consolidación de las autoridades electorales, que  fueron reformadas para brindar mayor certeza a los procesos electorales, pero sobre todo, para fortalecer a las instituciones que son las responsables de la organización, supervisión y validación de las elecciones. 

 La jornada del 7 de junio representara por sí misma una lección en la que todos, sociedad y autoridades electorales, demostraremos que hemos aprendido de los procesos anteriores, pero sobre todo, que sabemos la importancia de nuestro voto y de nuestra participación en los procesos electorales, ¿no cree usted?