Tecno empresa

No se hagan rosca

Sé que andabas con el pendiente y no podías dormir por saber qué había pasado conmigo, y por ello, para regocijo de los masoquistas hinchas de este humilde escribano (y desgracia de los trols y buleadores-buleros), ya restauré mi disco duro y puse a tiempo la marcha para poder decir a todos: no se hagan rosca.

Empiezo con los legisladores, quienes no dan señales de avance en las leyes secundarias en telecomunicaciones y con ello, al parecer, obligarán a que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel) comience a caminar como Bambi, no solo por la fragilidad de sus pasos, sino también por el pavor que sus integrantes tienen de andar erguidos.

Sigo con el Ifetel, a cuyos miembros les quedan pocas semanas para publicar las bases y la convocatoria de la licitación de dos cadenas de televisión; emitir las reglas de compartición de la red de Telmex, y determinar agentes económicos preponderantes, entre muchos otros temas.

Me sigo con la SCT, para que defina el modelo de operador de la red de banda ancha móvil que se creará con las frecuencias libres de la banda de 700 megahertz y que tampoco se haga rosca para definir el modelo sobre cómo va a seguir el apagón analógico.

Pero otros que no podrán hacerse rosca son los colaboradores y trabajadores de Grupo Televisa, pues tal como se realiza en los más importantes medios del mundo, ha comenzado a operar un reglamento para el uso de cuentas personales en medios digitales, el cual tiene la intención de darle un uso más corporativo a las redes sociales relacionadas con el personal que labora para y en la empresa.

Ese manual pretende unificar criterios y establece lineamientos para el correcto uso de la información y la imagen compartida o difundida por el personal de Televisa mediante las redes sociales, entre los que destacan la restricción para difundir información de y sobre la empresa en las cuentas personales, pero al mismo tiempo la obligación de promover los canales oficiales de Televisa y prohibir la anticipación de información periodística obtenida por la empresa.

Me falta espacio para darte más detalles de este interesante manual (a’i pa’ la otra), pero lo que sí te puedo asegurar es que yo no me hago rosca, porque en la pasada partida (no lo niego) yo sí me saqué el mono.

http://twitter.com/hugogonzalez1