Tecno empresa

¿PAN y PRD juntos? ¡Uy, qué "meyo"!

Ay de aquel país que sobrevive con dos partidos políticos cuyos  presidentes nacionales creen que los mexicanos forman su opinión pública viendo la televisión  cada noche. Pobre México, que tras cuatro meses de retraso finalmente tiene una iniciativa de nueva ley de telecomunicaciones, la cual ya fue bateada por los presidentes de PAN y PRD, quienes, bajo el pretexto de que se le resta autonomía al Ifetel y que algunas atribuciones van a parar a la Secretaría de Gobernación, amagan con bloquear la iniciativa.

Si viviéramos en Francia o Inglaterra, no tendría duda de que los partidos intervienen en favor de los ciudadanos, pero como estamos en México me da un pavor que la grilla política ensucie el proceso, y por no darle al violín le den al violón; es decir, por querer “arreglar” asuntos de radio y televisión tumben lo que ya se avanzó en telecomunicaciones.

Me da muy mala espina saber que se unen dos fuerzas políticas cuyos legisladores no se caracterizan por ser los más duchos en materia de telecomunicaciones y que, por el contrario, tienen entre sus principales gurús a dos legisladores motivados más por las venganzas personales y que, curiosamente, se comportan muy dóciles con el actor preponderante que controla más de 70 por ciento de un mercado que vale entre 31 mil y 35 mil millones de dólares.

No te vayas con la finta de posiciones y quejas amargas por la dureza de la iniciativa sobre ciertos sectores, mejor ponle atención a los silencios, porque allí están los verdaderos impactos. Te lo digo porque esa película ya la vi.

¡Por fin!

Vaya un reconocimiento al diputado panista Mario Alberto Dávila Delgado, quien finalmente presentó un punto de acuerdo para exhortar a la Auditoría Superior de la Federación y al Órgano Interno de Control en la Sedesol para inspeccionar las presuntas irregularidades en el procedimiento seguido sobre la autorización plurianual para contratar el aprovisionamiento de equipo de cómputo personal destinado al sector desarrollo social en 2013, y que denuncié en este espacio. A la fecha no tengo información sobre si la Sedesol ya firmó el contrato o si el punto de acuerdo servirá para aclararlo, pero ojalá que este mecanismo legislativo pueda dilucidar si hubo chanchullo, para que en un futuro los funcionarios y empresas tramposos no participen en este tipo de concursos.

http://twitter.com/hugogonzalez1