Con todo respeto

En materia de empleo, estamos como Islandia

Tal y como nos estamos enterando ahora, la tasa de desempleo en México fue de 4.4 por ciento, es decir: la cuarta más baja entre los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), sólo detrás de Corea, Japón e Islandia.

Y según datos del organismo internacional, con este resultado la tasa de desempleo ligó seis años a la baja, desde un nivel de 5.47 por ciento en 2009, y estuvo por debajo del promedio de la OCDE durante 2015, que es de 6.8 por ciento. De hecho, el nuevo reporte indica que al cierre del año pasado se reportaron dos millones 306 mil desempleado en México, cifra que significa 205 mil personas menos que las dos millones 511 mil desempleadas al finalizar 2014.

Precisa en un reporte que en 2015 la tasa de desempleo fue de 8.7 por ciento entre los jóvenes mexicanos (de 15 a 24 años) y de 3.4 por ciento entre los de más de 25 años, mientras que la tasa de desempleo en las mujeres fue de 4.5 por ciento y de 4.2 por ciento en los hombres. Para el conjunto de 34 países de la OCDE, la tasa de desempleo al cierre de 2015 bajó a 6.8 por ciento, desde 7.4 por ciento en 2014, su segundo año consecutivo a la baja.

Los países con mayores tasas de desempleo promedio durante el año pasado fueron España con 22.1 por ciento, Portugal con 12.5, Italia con 11.9, República Eslovaca con 11.52 y Francia con 10.4 por ciento.

En contraste, las menores tasas de desempleo al cierre de 2015 se registraron en Japón con 3.4 por ciento, Corea con 3.6, Islandia con 4.0, con México 4.4 y Alemania con 4.6 por ciento, según los datos de la OCDE.

Al cierre de 2015, la tasa de desempleo entre los jóvenes de la OCDE fue de 13.9 por ciento y entre los mayores de 25 años de 5.8 por ciento, en tanto que el desempleo en las mujeres fue de 6.9 por ciento y el de los hombres de 6.7 por ciento en promedio.

De acuerdo con el reporte, tan sólo en diciembre de 2015 la tasa de desempleo para el conjunto de 34 países de la OCDE se mantuvo estable en 6.6 por ciento respecto al mes previo, pero bajó 1.5 puntos porcentuales respecto al nivel máximo registrado en enero de 2013.

En el área de la OCDE se reportaron 40.4 millones de personas desempleadas en diciembre pasado, 8.4 millones menos que en enero de 2013, pero todavía 7.9 millones más que en abril de 2008, es decir, previo a la crisis financiera que estalló a finales de ese año.

Paralelamente, ahora se supo, también, que las mujeres se encuentran a 118 años de cerrar la brecha de género en términos de oportunidades de empleo, educación, salud y participación política con base en el estudio Mercer Global Survey 2015.

Así se dio a conocer durante el foro Promoting Women's Economic Empowerment and Workforce Development in México, convocado por la Fundación AmCham, donde se destacó que la participación de las mujeres disminuye conforme aumenta su nivel profesional, por lo que se reporta un 33 por ciento a nivel de gerencias, 26 por ciento en gerencias senior y únicamente 20 por ciento en nivel ejecutivo. Consideró que si bien en México el empodereamiento de las mujeres ha aumentado en las últimas décadas, falta mucho para superar las disparidades que persisten en educación, remuneración salarial y acceso a posiciones de liderazgo.

El estudio Mercer Global Survey 2015 destaca que es resultado de entrevistas realizadas en 583 empresas en 42 países con datos de 3.2 millones de empleados, que entre otros datos reveladores muestra que las mujeres se encuentran a 118 años de cerrar la brecha de género en términos de oportunidades de empleo, educación, salud y participación política.

En dicho Foro, se dijo que el Informe Global de la Brecha de Género 2015 del Foro Económico Mundial revela que en los últimos diez años la brecha entre hombres y mujeres en temas de salud, educación, oportunidades económicas y representación política ha disminuido sólo 4 por ciento.

En el segmento de participación política dicho estudio señaló que de 2006 a la fecha ha habido un avance del 9 por ciento. En materia de educación, 25 países han logrado cerrar la brecha entre hombres y mujeres, y casi cien países reportan una mayoría de mujeres entre sus estudiantes universitarios.

Dicen los especialistas que en México, el reto en materia de educación es enorme, ya que datos del estudio Brechas, revelan que "cuatro de cada diez mujeres indígenas adultas son analfabetas, una de cada dos jóvenes indígenas entre 15 y 24 años se dedican de tiempo completo a labores domésticas y el promedio de escolaridad en este sector es solamente de cuatro años. En población general, una de cada 10 mujeres es analfabeta y el promedio de escolaridad es solamente de ocho años".

Así las cosas en materia de empleo en el país, y en torno a la mujer en México. Ante ello, es claro que el futuro inmediato no es mejor en primera instancia, pero sí es cierto que con cierta visión de altura, podríamos percibir escenarios más propicios para el entorno laboral, y qué decir, para el entorno de desarrollo femenil en nuestro país. Sin embargo, también es claro que hace falta que se den diversas circunstancias que, por ahora, no parecieran muy cercanas, en todo caso, remotas o meramente circunstanciales, como la propia situación económica mundial o bien, como el robustecimiento del rol de la mujer en nuestra sociedad, lo cual, afortunadamente, está ocurriendo aunque sea parsimoniosamente.

con.todo.respeto@live.com