“America the Beautiful” y el miedo a la diversidad

Fueron más provocadoras algunas escenas del video en las que aparecen musulmanes, una mujer con velo, o una familia gay patinando sobre hielo.

A pesar de que el domingo fuimos testigos de uno de los Super Bowls más aburridos de la historia, sí hubo algo que marcó la transmisión y que está generando mucha controversia en Estados Unidos. Y es que un gran acierto, al menos en cuanto a atención mediática, fue el de Coca-Cola con el anuncio que estrenó. El comercial llamado “It’s beautiful” incluye la canción “America the Beautiful”, que es considerada como el segundo himno nacional de los Estados Unidos, pero haciendo un mosaico de idiomas e imágenes, y haciendo énfasis en la diversidad.

En el anuncio se pueden apreciar todo tipo de personas, razas, culturas, orientaciones sexuales y, desde luego, religiones, mientras escuchamos algunos de los idiomas que forman parte del entramado cultural norteamericano. Es un video que muestra al Estados Unidos real, con los valores que han formado y construido a esa nación. El respeto al otro, a los diferentes estilos de vida, la tolerancia y la unidad en la diversidad son algunos de los temas representados en el comercial. 

Pero desde luego las críticas no se hicieron esperar. El ex congresista Allen West, por ejemplo, consideró que Coca-Cola falló: “Si no podemos estar suficientemente orgullosos como país de cantar ‘America the Beautiful’ en inglés en un comercial durante el Super Bowl, por una compañía que es tan americana (como Coca-Cola), estamos en el camino hacia la perdición. Este fue un comercial muy alarmante para mí”. En las redes sociales, sobre todo Twitter, salieron a relucir los sentimientos racistas e intolerantes de una minoría de norteamericanos, sobre todo quienes hicieron de #BoycottCoke un trending topic poco tiempo después de que el anuncio se estrenara.

El hecho de que se atrevieran a cantar partes de la canción en español, tagalo, hindi, árabe, entre otros idiomas, caló fuerte, sobre todo cuando hay una corriente neoconservadora que intenta erradicar todo lo que no sea inglés. Pero incluso fueron más provocadoras algunas escenas del video en las que aparecen musulmanes, una mujer con velo, o una familia gay patinando sobre hielo. Pocos en Estados Unidos saben, sin embargo, que la escritora de la canción, Katharine Lee Bates, vivió durante 25 años con Katherine Coman, quien ella describía como su pareja.

Mucha gente en Twitter amenazó con no consumir ningún producto de la empresa, y otros incluso se quejaban de que terroristas cantaran su canción. Independientemente de cuál sea la mejor manera de reformar las leyes migratorias de Estados Unidos, y de que efectivamente hay problemas en ese ámbito que se tienen que solucionar, lo cierto es que Estados Unidos no sería lo que es sin la mezcla de culturas, y sin la tolerancia y convivencia en la diversidad que fue uno de los grandes logros de los padres fundadores de aquella nación. Bien por el anuncio.

APUNTE RELIGARE. Precisamente varias organizaciones interreligiosas han hablado muy bien sobre el comercial de Coca-Cola, como es el caso de Interfaith Youth Core. Para ellos, el video expresa de manera respetuosa e incluyente, la importancia del diálogo interreligioso a través de imágenes cuidadas de personas de diferentes tradiciones espirituales sin la necesidad de resaltar los estereotipos tanto religiosos como norteamericanos. No recurre al arriesgado y peligroso recurso del humor, que puede ser efectivo, pero también rayar en lo irrespetuoso. En fin, expone un mosaico de realidades, y las muestra de manera positiva, dentro del paraguas de un país que debería estar orgulloso de su diversidad.

hectordiego@gmail.com

http://twitter.com/@hectordiego