Auditoría Ciudadana

Peña Nieto nos visitó

Preocupante el desplegado publicado con motivo de la visita del Presidente Enrique Peña Nieto  a Jalisco, en un medio local ya que una organización empresarial hace una serie de afirmaciones muy serias.

No coincido en señalar que la reforma fiscal esté, como lo dicen, “asfixiando al sector privado”, las reformas fiscales en vigor a partir de 2014 por sí solas no incrementaron radicalmente la tasa de impuestos aplicables a las empresas, inclusive desapareció el IETU, y muchos de los cambios aun no los podemos cuantificar. Es cierto que el SAT abuso de las cargas fiscales de tipo administrativo aplicable a partir de este año, y aunque muchas de ellas aún no entran en vigor ya provocan un enorme costo administrativo, como es la obligación de expedir facturas electrónicas, recibos de nóminas “timbrados” en el SAT, subir al SAT la contabilidad, buzón fiscal, etc.

Coincido en cuanto a que la carga fiscal debe recaer en todos los contribuyentes, no solo en los cautivos, como lo establece nuestra Carta Magna en la fracción IV del artículo 31,  pero considero que muchos de los requisitos fiscales vigentes este año van encaminados a controlar a los miles de evasores que se mueven en la economía informal y jamás pagan impuestos. También es cierto que hay que acabar con algunos privilegios fiscales principalmente de burócratas a quienes normalmente no se les retiene adecuadamente el impuesto correspondiente a sus verdaderas percepciones, sin embargo discrepo de que se eliminen privilegios a los Sindicatos, no sé a qué privilegios se refieran, pero habrá que recordarles a los firmantes que inclusive COPARMEX es un sindicato patronal, y no gozan  estos y otros verdaderos sindicatos obreros de privilegios fiscales indebidos.

Lo que sí es alarmante es la denuncia de corrupción en los tres niveles de gobierno, realizada en Jalisco, ojalá estos valientes empresarios le pusieran ya “nombres” a sus afirmaciones, mientras vemos que el Secretario de Promoción Económica ni al tanto esta de los graves señalamientos  empresariales.

 

hromero@correduria58.com