UNO HASTA EL FONDO

Quiebras y quebrantos

Traduzca este párrafo al lenguaje poético: malgastaron el dinero, pidieron préstamos y se chingaron la lana. Muy bonito. Gobernador: encontré unas casas preciosas en Miami, otras en Nueva York, ¿las compramos?

En un gesto no del todo inopinado, Gil se llevó los dedos índice y pulgar al nacimiento de la nariz y meditó en las quiebras que los gobernadores del nuevo PRI, pero también del viejo PAN y de los restos mortales del PRD le han impuesto a varios estados de la República. Gamés entiende esto: estamos ante una crisis, o varias, provocadas por la mano de la clase política que ha traído la democracia mexicana, el federalismo malogrado y la codicia patológica de un grupo de cuatreros que llegaron por la vía democrática al poder. ¿Cómo la ven?

Gil lo leyó en su periódico El Financiero: “Dado su actual endeudamiento y contexto económico, dos entidades que estrenarán administración se aproximan a una espiral de impago: Veracruz y Chihuahua. Esas entidades están en las listas de los estados más endeudados de acuerdo con sus ingresos totales. Entidades con perspectivas negativas, al igual que Sonora”.

Traduzca este párrafo al lenguaje poético: malgastaron el dinero, pidieron préstamos y, sobre todo, se chingaron la lana. Muy bonito. Gobernador: encontré unas casas preciosas en Miami, otras en Nueva York, ¿las compramos? Pero ya, te estás tardando. Por cierto apártate un dinero para la campaña uno y la campaña dos. El partido anda muy bruja, inyéctale algo de feria. ¿Cómo ve usted unos cien? Veo bien. Sobre el muerto las coronas. Gil jura y perjura que así de trivial es la corrupción.

Recibimiento

Hace tanto tiempo que Gil no escribe de la CNTE que no puede sino celebrar que estos rufianes le den una nueva oportunidad. Ninguna advertencia amedrenta a los mentores, o lo que sean. La sección 22 interrumpió las clases en las escuelas públicas de educación básica afectando a más de un millón de niños. ¿Niños?, preguntan los integrantes de la CNTE, ¿qué es eso, con qué se comen, con papas?

Los activistas de la CNTE acordonaron la Ciudad Administrativa en la cual se encuentra 80% de las oficinas públicas. Pues se cierran y san se acabó. Los maestros (es un decir) llegaron al Congreso, al Palacio de Gobierno (¿palacio?) y las oficinas del Ieppo, en esos lugares instalaron un plantón con el objetivo de impedir que tome protesta como gobernador Murat Hinojosa. Desde luego no faltaron los bloqueos en las carreteras. Así fue la recepción que la CNTE le preparó al gobernador electo de Oaxaca. A cambio, Alejandro Murat ofreció una mesa de diálogo para negociar. ¿No les digo?

Gil ya sabía que estos mentores rompen al más bambú de la comarca. Mal principio: mesa de negociación a cambio de desmanes y desmadres. Otra vez el trigo a la burra, o como se diga. Murat dijo que recibía de Gabino Cué-Cué un estado en jirones: “Mi gobierno recibe un estado colapsado económica y socialmente; la grave situación del sector salud, de la seguridad pública, con los transportistas, los conflictos universitarios, de límites territoriales y las extendidas ineficacias en las acciones de gobierno tienen al estado en situación de desastre”. Ay, Gabino. Gil no quiere decir se lo dijo, pero se lo dijo: opaco, pusilánime, lerdo. En fon. Un número de esta historia: 400% más de deuda durante el gobierno de Cué-Cué. ¿Pues no era ésta la alianza que acababa con el maleficio del PRI en Oaxaca? Es que de veras.

‘Veracruz’

A unas horas de tomar posesión como gobernador de Veracruz, Yunes lloraba. Bueno, no lloraba, pero casi. La nueva secretaria de Finanzas del estado recibió un cheque de 250 millones de pesos de manos del procurador Cervantes que recuperó en más de 400 de las empresas o cuentas de Duarte, da igual. El abogado de Duarte, por cierto, afirma que el ex gobernador no se entregará a la justicia porque no existen condiciones que le garanticen un juicio justo. Cinicazo el Gordo.

Gil recapitula: un gobernador saliente que deja un tiradero de ineptitud y corrupción; otro gobernador saliente, que se robó de las arcas públicas todo y más; un gobernador entrante que ofrece una mesa de diálogo a quienes lo reciben con violencia; un gobernador entrante que gobernará con una deuda impagable. Quiebras y quebrantos.

Sí, los viernes Gil toma la copa con amigos verdaderos. Mientras el mesero se acerca con la charola que sostiene el Glenfiddich 15, Gamés pondrá a circular por el mantel tan blanco la frase de Henry Ford: El secreto de mi éxito está en pagar como si fuera pródigo y en vender como si estuviera en quiebra.

Gil s’en va

gil.games@milenio.com