Ejercicio del Poder

2014, año de la eficacia

El 1º de diciembre de 2013, al cumplir el primer año de su gestión, el presidente ENRIQUE PEÑA NIETO manifestó que durante este tiempo, el esfuerzo de su gobierno se encauzó en la aprobación de las reformas transformadoras, mismas que fueron la máxima prioridad.

Advirtió que son la base para que México logre un crecimiento económico acelerado, sostenido y sustentable, durante los siguientes años y décadas.

Luego señaló: Así como éste ha sido el "año de las reformas", el que hoy inicia, deberá destacarse por ser el "año de la eficacia" en la implementación de las mismas.

Diversos analistas nacionales e internacionales han comentado que dichas transformaciones legales le brindarán al país un impulso importante para volver a la senda del crecimiento y el desarrollo, siempre y cuando su implementación sea adecuada.

He aquí el punto medular. Ya que si bien es cierto que las reformas prometen una mejor calidad de vida para los mexicanos; sin embargo, la complicación para ejecutarlas es muy alta.

Respecto a la reforma energética, si bien es verdad que aumentarán las fuentes de trabajo ya que existe un alto número de empresarios extranjeros y nacionales decididos a invertir en la extracción del petróleo, aún en los espacios geográficos más difíciles de nuestro subsuelo, también es una realidad que el "oro negro" no es un bien renovable y, por tanto, mientras mayor sea la sustracción del mismo, más pronto agotaremos ese recurso natural.

Cuando esto suceda, ya no tendremos esa riqueza, entonces, ¿qué ocurrirá? De cara a un mayor número de habitantes la exigencia de empleo será más alta, en ese entonces, ¿seguirán generándose las fuentes de empleo requeridas? O bien, ¿se estará frente a una espiral de desempleo galopante? Por consiguiente, ¿el camino hacia el bienestar será, tan sólo una quimera?

En conexión a este asunto, sin reparar sobre la grave situación de penuria de millones de mexicanos, se produjo un doble aumento en los combustibles.

Excusa, lograr competitividad internacional. Hoy, el costo de los mismos en nuestro país es más alto que en el propio vecino del norte.

Implementar las reformas resultará, un parto doloroso y peligroso.