Capitolio

El voto del bolsillo

En sus memorias Una vida americana, Ronald Reagan asegura que los electores votan según la condición de su bolsillo. En México, los caudales de la mayoría —empresas y particulares— están secos, pero los políticos viven en Jauja. La economía del país no crece, el consumo retrocede, la inflación sube y las proyecciones del PIB se recortan mes tras mes. Frente a la violencia, el secuestro y la extorsión en vastas zonas del territorio nacional, la estrategia mediática contra la delincuencia resulta inverosímil.Las reformas en energía y telecomunicaciones eran necesarias, pero han generado más suspicacia que certeza entre los mexicanos. Los diputados y senadores recibieron compensaciones millonarias por aprobarlas. La falta de transparencia y de leyes contra la corrupción abren las puertas al capitalismo de compadres, definido por el premio Nobel de Economía 1992, Gary Becker, como el reparto de favores entre sectores privilegiados o cercanos al poder.La propuesta del cineasta Alfonso Cuarón para debatir la reforma energética fue olímpicamente ignorada. En cambio, el PRI consultará en las próximas elecciones la eliminación de cien diputados y treinta y dos senadores plurinominales. El recorte lo ofreció el presidente Peña cuando era candidato, por lo tanto solo bastaría una iniciativa suya para llevarlo a cabo. La intención de fondo consiste en restarle interés a la consulta del PRD y del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) para revertir la apertura de Pemex y la CFE al sector privado nacional y extranjero.La reforma energética representa para el gobierno de Peña Nieto la joya de la corona. Sin embargo, la sociedad la desdeña por no percibir beneficios tangibles y por la historia de corrupción en la privatización de bancos, telefonía, televisoras y otras empresas paraestatales en el sexenio de Carlos Salinas, los cuales se repartieron entre amigos, favoritos y acaso socios. La propuesta del jefe de gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera (PRD), para elevar la percepción de los asalariados y la consulta del PAN por un salario digno, han tenido más eco que cualquier cambio estructural cuyos resultados tardarán años en verse.En materia de justicia, el país carga con el descrédito por la liberación de Florence Cassez, sentenciada a sesenta años de prisión por secuestro y delincuencia organizada; la absolución de Raúl Salinas de Gortari, acusado de enriquecimiento ilícito por más de 220 millones de dólares, y la excarcelación del narcotraficante Rafael Caro Quintero. Esta decisión molestó a Estados Unidos, cuyo gobierno ofrece cinco millones de dólares por la captura del presunto asesino del agente de la DEA Enrique Camarena Salazar, en febrero de 1985.En su libro Decisiones difíciles, la ex secretaria de Estado de Estados Unidos y aspirante presidencial, Hillary Clinton, advierte que las prioridades de la Casa Blanca en el mundo son: democracia, defensa de los derechos humanos y lucha contra la corrupción y el terrorismo. El gobierno mexicano presenta todavía déficits muy elevadosen los primeros temas. Sobre el último punto, el gobernador de Texas, Rick Perry, denunció que la frontera de México podría ser utilizada por células del Estado Islámico de Irak y el Levante (ISIS, por sus siglas en inglés) para ingresar a su país y perpetrar atentados. La diplomacia jamás lo admitirá, pero las relaciones entre los vecinos no pasan por su mejor momento. 


gerardo.espacio4@gmail.com/@espacio4mx