Garra de León

: El periódico más influyente del mundo, The New York Times, publicó un artículo sobre Guanajuato en su edición de ayer. El título del artículo sobre Guanajuato dice: “En medio de México, la clase media se levanta”.

: El texto habla sobre las plantas automotrices que están llegando a Guanajuato y sobre la capacitación de los guanajuatenses. El reportaje comienza hablando sobre un joven que trabaja en el Puerto Interior en donde hay una planta de Volkswagen, una fábrica de Pirelli y varias empresas japonesas que producen autopartes. El texto menciona que estos jóvenes tienen sueldos de hasta 350 mil pesos por año.

: The New York Times habla sobre las nuevas oportunidades para los guanajuatenses, quienes ahora pueden tener estudios universitarios y conseguir mejores salarios en las empresas automotrices. El texto dice que los padres en Guanajuato están pensando más en la educación de sus hijos y no tanto en la migración hacia Estados Unidos.

: El alcalde de San Miguel de Allende, Mauricio Trejo, está postulado para ser el nuevo presidente del Congreso Internacional de Ciudades Patrimonio de la Humanidad. Su postulación tiene que ver con el reconocimiento que ha tenido la ciudad de San Miguel a nivel internacional.

: San Miguel de Allende ha hecho bien las cosas, no hay duda. Y aquí tienen qué ver mucho los norteamericanos que viven ahí, pero también los guanajuatenses. Y el éxito de San Miguel ahora contrasta con los problemas de Guanajuato capital.

: Ayer la presidenta del Comité Nacional Mexicano del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (Icomos), Olga Orive Belinguer, declaró que Guanajuato corre el riesgo de perder la distinción de patrimonio cultural de la humanidad. En total siete ciudades corren el riesgo, entre ellas Campeche, Tlacotalpan, Puebla, Ciudad de México, Zacatecas y Nayarit.

: La experta aseguró que estas ciudades se han convertido en ciudades “fantasmas, vacías y con grandes cinturones de miseria”, porque han equivocado sus planes de manejo y políticas de conservación y preservación de la belleza arquitectónica.

: Ahí está. Son los dos extremos. Una ciudad que ha hecho bien las cosas y otra que no lo ha hecho tan bien, teniendo un gran potencial turístico. Ojo. No estamos hablando de lo que han hecho este año, sino lo que han realizado en los últimos 10 años.