Función Sabatina (Jalisco)

Función Sabatina

LA ESTELAR

Alfaro vs Alejandro Cárdenas y vecinos

El presidente municipal de Guadalajara, Enrique Alfaro Ramírez, con el humor agrio que le caracteriza, se ha ido a la yugular los últimos meses en contra del más visible de sus opositores a su modelo de ciudad: Alejandro Cárdenas Ochoa, presidente del Parlamento de Colonias, y coordinador de esfuerzos de decenas de colonias opuestas a planes discutibles de desarrollo urbano, como Iconia, un complejo de edificios que privatizará al menos 6.5 hectáreas que son de propiedad pública. Esta semana han vuelto a manifestar su oposición, al llevarle firmas, reiterar amparos que impiden el cambio, y a exigir a Alfaro que cumpla su promesa de campaña. Bien dicen que no hay enemigo pequeño.

***

Último Round

Víctimas… de la burocracia

Hasta el propio gobernador Aristóteles Sandoval calificó de “muy burocrático” el proceso para cumplir con el pago de reparación del daño. Y es que este 2016 se otorgó compensación económica en un solo caso, apenas hace 15 días, con recursos del Fondo Estatal de Víctimas que se supone están intocables (¿generando intereses?) desde enero pasado que se constituyó este fondo con 25 millones de pesos. El mandatario expresó la urgencia de agilizar este proceso de pago... por cierto, ayer, el ombudsman Felipe Álvarez informó que a su vez le informaron de parte de la Comisión Ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas que ahora sí ya están listos para expedir compensaciones en otros tres casos que datan del 2016… lo curioso es que solo por recomendaciones de este organismo, ayer tres familias más se sumaron a la lista de las que tienen derecho a esta compensación… Felipe instó a que paguen las dependencias responsables, de lo contrario no habrá Fondo (ni con intereses) que alcance.

 

Navidad vergonzosa

La historia de la familia de La Esperanza que presenta este diario en su tema de hoy, no es marginal, desgraciadamente, en el caso del Área Metropolitana de Guadalajara. Esta ciudad conformada por nueve municipios, que presumen los más altos niveles de vida del occidente y uno de los mayores del país, tiene una nota vergonzante en historias de marginación que no son ni siquiera de personas recién llegadas, sino que se trata ya de tres generaciones que no han podido remontar la asociación de marginación, pobreza e ignorancia, a las puertas de la ciudad. Ojalá y este festejo decembrino fuera menos esta orgía  consumista y más una reflexión y una acción para cambiar las bases de la profunda inequidad social que padece la metrópolis.

 

De temporada

Esta Sabatina se pregunta si la autoridad municipal, la estatal y la federal descansarán en Nochebuena, o por el contrario, trabajarán arduamente por evitar que Guadalajara amanezca el 25 de diciembre con una atmósfera altamente contaminada por la mala costumbre de muchos tapatíos de usar juegos pirotécnicos (ya vimos sus terribles secuelas en el caso Tultepec), y prender fogatas con cualquier material a la mano. Evitarlo dependerá tanto de la responsabilidad de los ciudadanos como de que los infractores sean efectivamente sancionados, y para esto hay que trabajar. ¿Resistirán el llamado al ocio y se preocuparán por cumplir los servidores públicos?... ¡Feliz Navidad!