Cortando rábanos

Vivir siempre en la raya

Para Rogelio Naranjo, in memoriam.

 

Con la estrofa de espinel

quiero dar la despedida

para quien pasó la vida

dándole voz al papel.

Con el lápiz y el pincel

dio a los molinos batalla,

por eso hoy, a donde vaya,

en su honor mi lira tiemplo

agradeciendo el ejemplo

de vivir siempre en la raya.

 

En la revista Sucesos

y en el Periódico El Día

fue en donde publicaría

a cambio de algunos pesos.

Después fue haciendo progresos,

ganando estatura y talla:

si ganó alguna medalla

o recibió un homenaje

fue porque tuvo el coraje

de vivir siempre en la raya.

 

Grafito, papel y tinta

fueron cómplices discretos

para trazar los bocetos

de una realidad distinta.

No está en silencio quien pinta,

pues grita aún cuando calla:

más letal que la metralla

es el trazo inteligente

y el desafío permanente

de vivir siempre en la raya.

 

Naranjo vive en sus trazos,

el papel tiene memoria

de su humor, su trayectoria,

de su obra y de sus pasos.

La vida impone sus plazos

y el final nunca se ensaya

pero hoy la muerte subraya

con lápiz en su sepelio

el empeño de Rogelio

por vivir siempre en la raya. 



cortandorabanos@yahoo.com