Siete puntos

Pues sí, es latinoamericano

1. En una entrevista reciente concedida al periódico checo Lidove Noviny, el arzobispo de Praga, el cardenal Dominik Duka, ha dicho que el parecer del papa Francisco acerca de la crisis de los inmigrantes difiere considerablemente de una perspectiva europea sobre el tema debido a sus orígenes latinoamericanos. "La sensibilidad del papa Francisco en temas sociales es diferente a la que podamos tener en Europa", comentó Duka al rotativo checo. "Él viene de Sudamérica, donde la brecha entre ricos y pobres....

2. ...es mucho mayor, como resultado de sus culturas indias (sic)". Sólo Dios sabe lo que el cardenal Duka quiso decir con ese análisis. Lo cierto es que las diferencias entre Francisco y varios de los príncipes de la Iglesia católica son cada vez más notables. El mismo cardenal Gerhard Ludwig Müller, nada más y nada menos que prefecto para la Congregación de la Doctrina de la Fe, ha minimizado la teología del Papa actual, colocándola al nivel de un buen párroco, pero muy lejos de la solidez que tuvo el pensamiento de Benedicto XVI.

3. Ya en otra entrega hablaremos de la teología propia de Bergoglio. Por ahora concentrémonos en el comentario del cardenal checo. Me parece que tiene razón. Francisco no puede renunciar a sus raíces latinoamericanas a la hora de ver la realidad. Éste es un postulado básico de las ciencias sociales: todos elaboramos pensamientos que surgen de nuestras historias personales, nuestras particulares maneras de ver al mundo, nuestras experiencias y, en especial, de la geografía en donde brota esa forma de pensar.

4. Y es que no es lo mismo producir teología desde la comodidad de una biblioteca alemana, que hacerlo en un autobús de Buenos Aires. Aunque la Palabra de Dios, por ejemplo, es la misma que se lee en las misas en New York y en Brasil, no es igual predicarla en la Catedral de San Patricio que en una favela de Río de Janeiro. El lugar social en el que surge el pensamiento lo condiciona y la palabra pobreza adquiere una dimensión diferente si se pronuncia en París o en Haití. Por ello, creo que tiene razón el cardenal Duka... para su pesar.

5. Entre nosotros es igual. No es lo mismo plantearnos el tema de los migrantes centroamericanos mientras caminamos por Calzada del Valle, que visitando alguna de las casas que los reciben y atienden en Monterrey. Es muy fácil criticar a la secretaria que sale con su jefe, divorciado, y muy difícil cuando es mi hermana, soltera, la que anda de novia con un señor que también está en proceso de divorcio. Cambia, ¿verdad?, la perspectiva cuando la realidad es vivida en carne propia y no solamente analizada desde una visión académica.

6. El que el actual Papa sea latinoamericano, entonces, impacta en Europa y en el mundo entero, así como influyó en nuestras iglesias latinoamericanas el que durante siglos tuviésemos sólo papas europeos. Ojalá los cardenales del llamado Viejo Continente se dejen evangelizar por Francisco. Que aprovechen este signo de los tiempos caído del cielo, pero muy aterrizado en los problemas actuales del mundo y no sólo de América Latina. Que no lo sigan bloqueando. Que lo dejen renovar nuestra Iglesia. Que hagan equipo con él.

7. Cierre ciclónico. Las recientes lluvias hicieron que nacieran nuevas goteras en mi —su— casa. Hablé con el proveedor que siempre me ha hecho trabajos de impermeabilización. Me dijo que hasta el martes próximo puede trabajar. ¿Exceso de chamba? ¿Se pronostican nuevas tormentas? Ni lo uno ni lo otro. Hoy viernes se recuperará de la desvelada por el Juego de Ida. Mañana sábado tiene que prepararse para el de Vuelta, comprando las provisiones necesarias. Todo el domingo está en función de la noche. El lunes se atenderá la cruda.

papacomeister@gmail.com