Adeudo a Diconsa

Coahuila está endeudado hasta las cachas, pues debe aquí,  debe allá, y debe acullá; para tener dinero  para  la compra del voto mediante la entrega de despensas y darle solaz esparcimiento al pueblo con espectáculos como el del grupo español Mocedades (hoy Consorcio), en Torreón, en vísperas del pasado Día del Amor y de la Amistad; con asistencia libre; y muchos otros más presentados ya, más los que se sigan acumulando.Independientemente de la megadeuda de alrededor de 36 mil millones de pesos, heredados de Moreira I a Moreira II, el gobierno del Estado,  desde hace más de 4 años  debe alrededor de 3 mil 500 millones de pesos, a diversos proveedores, entre otros a constructores, a quienes les deben entre el 60% y el 70%,  de este último monto, y el resto a otros diversos acreedores, a quienes les están tratando de hacer agua sus créditos argumentando que se les perdieron los comprobantes.El gobierno estatal tan luego anunció contraer otra deuda más de miles de millones de pesos, en perjuicio de Coahuila; para pagar a sus acreedores empresarios, éstos inmediatamente manifestaron su beneplácito; pues se les ha hecho creer que es para pagarles a ellos; lo que demuestra la doble moral de éstos; pues sin este “gancho”, seguramente hubieran puesto el grito en el cielo por temor a que les creen más impuestos y les aumenten los ya existentes, con el pretexto de deuda pública.Y así podríamos seguir comentando todas las demás deudas públicas,  para demostrar que Coahuila  es uno de los más drogueros del país; pero vale la pena platicar sobre el adeudo que tiene con Distribuidora de Subsistencias Populares Diconsa; ahora con motivo de que estamos en tiempos electorales.Resulta que Diconsa fía cientos de miles de  despensas al gobierno de Coahuila, con un valor de 150 pesos cada una,  que le paga cuando quiere y como quiere; debiéndole actualmente 60 millones de pesos, que no tiene para cuando pagarle, y que no obstante sigue a pide y pide más despensas; pues a medida que las elecciones se aproximan necesita más despensas para comprar el voto.No es criticable que se regalen despensas a quienes no tienen para comprar los artículos de la canasta básica; lo reprobable es que a cambio de ellas les exijan su voto; lo cual hacen todos los partidos que tienen el poder público como lo tuvo  el PAN  con la Presidencia de la República, y lo tiene ahora el PRI  con ella   y con el gobierno del Estado; pues da la casualidad que Diconsa,  depende de la Secretaría de Desarrollo Social SEDESOL. 


rangut@hotmail.com