Cambio de frecuencia

Televisa: el miedo de no ir al Mundial

Entrevistado el 17 de octubre en el programa Futbol en serio, de TDN (Televisa Deportes Network), Miguel Ángel Couchonal, directivo del Atlante, recordó los días en que “Alejandro Burillo y yo éramos funcionarios de la empresa que tomaba y toma las decisiones (en el futbol mexicano)”. Se refería, por supuesto, a Televisa, que ante el peligro de que la selección mexicana no clasifique al próximo Mundial decidió retomar sin pudor el control del equipo nacional, por si alguien había olvidado que es la televisora propiedad de Emilio Azcárraga Jean quien manda en el balompié profesional de México.

PODER Y “APERTURA”

Couchonal no dijo nada nuevo al recordar que Televisa es el poder que determina el rumbo del futbol profesional en nuestro país; sin embargo, no es común que la propia empresa, sus funcionarios o ex funcionarios lo reconozcan abiertamente. Y Couchonal sabe mucho de ese control porque fue durante los años 90 director del Comité de Futbol de Televisa, instancia creada por Alejandro Burillo Azcárraga para manejar a la selección mexicana y a los equipos América, Atlante y Necaxa.

En febrero de 1999, tras cuatro décadas de difundir en exclusiva los partidos de la selección mexicana (inicialmente a través de Telesistema Mexicano), Televisa firmó con Tv Azteca un acuerdo para permitir a la televisora de Ricardo Salinas Pliego transmitir los partidos de la selección. “El acuerdo tiene un valor estratégico muy importante para Tv Azteca —afirmó esta empresa en un comunicado hecho público el 25 de febrero de 1999—. El futbol es el deporte más popular en México y este acuerdo nos da una presencia importante en encuentros deportivos anteriormente exclusivos de Televisa”.

ACUERDO CON AZTECA

El acuerdo con Tv Azteca fue una de las muestras de “apertura” que tuvo Televisa a finales de los años 90 luego de que, en 1997, Emilio Azcárraga Jean asumió la presidencia del consorcio. La otra apertura se dio en el ámbito de la propaganda electoral: después de ser por décadas la televisora del PRI, Televisa se abrió a la propaganda pluripartidista, entre otras razones, porque difundir spots de todos los partidos se convirtió en un gran negocio.

Hoy existen varias televisoras que transmiten los partidos de la primera división del futbol mexicano; además de Televisa y Tv Azteca lo hacen las filiales en México de Fox y ESPN. Sin embargo, el negocio de las transmisiones de la selección mexicana sigue perteneciendo a Televisa, quien convida un poco a Tv Azteca.

CHICHARITO Y GIOVANI

¿Cómo afectaría a Televisa que la selección mexicana no fuera al Mundial? En primer lugar sería previsible una disminución de ingresos en el rubro correspondiente a venta de espacios publicitarios durante las transmisiones por tv abierta. Muchos de los anuncios que los patrocinadores oficiales de la selección mexicana (Movistar, Modelo, Banamex, Coca Cola, Ford, Futbol en serio Adidas, entre otras) producirían para insertarse en la tv durante los partidos del Mundial 2014 incluirían la imagen de jugadores como el Chicharito Hernández o Giovani dos Santos; si México no va a Brasil, ese tipo de spots no tendría sentido.

Aunque Televisa nunca ha revelado el monto de sus ingresos por las transmisiones de los mundiales de futbol, sí reconoce los beneficios que éstos le aportan. Por ejemplo, en su reporte a la Bolsa de Valores correspondiente al tercer semestre de 2010, la empresa afirmó: “Las ventas del tercer trimestre (en el renglón de tv abierta) aumentaron 7.1% (…) en comparación con (…) el tercer trimestre 2009. Este aumento refleja ventas de publicidad adicionales producto de los últimos ocho partidos de la Copa Mundial de Futbol transmitidos en julio…”.

¿MAL AUGURIO?

El otro negocio de Televisa que se vería afectado si la selección mexicana no va el Mundial es el correspondiente a los ingresos de la empresa Sky, la cual tiene en exclusiva los derechos para transmitir todos los partidos de Brasil 2014. Tampoco en este caso Televisa precisa cantidades, pero reconoce, en el mismo reporte, que “las ventas (de Sky) aumentaron 15.5% (…) comparado con (…) el tercer trimestre de 2009. El crecimiento se explica principalmente por un incremento de 926 mil suscriptores en México durante los últimos 12 meses. Este crecimiento se debió principalmente al éxito de los nuevos paquetes de bajo costo de Sky y a la transmisión de los últimos ocho partidos de la Copa Mundial de Futbol 2010, de los cuales Sky transmitió tres de forma exclusiva”.

Televisa utiliza la exclusividad de Sky como un argumento para atraer nuevos suscriptores.

El martes de esta semana el América, convertido en la nueva selección mexicana por disposición de Televisa, perdió contra el Alajuelense, de Costa Rica, y quedó eliminado del torneo Campeones de la Concacaf. El miedo de que sea un mal augurio debe tener muy preocupados a los magnates del futbol mexicano.