Verdad Amarga

Una luz en el túnel

Como reseñamos hace un mes, cerca de 15 mil personas se unieron a la marcha para conmemorar el sexto aniversario de la muerte de 49 niños durante el incendio de la guardería ABC en Sonora. El contingente, formado por afectados y ciudadanos, hizo tan sólo una breve escala en la parroquia San José, donde los familiares de las víctimas liberaron 49 globos en tanto las campanas del templo redoblaron en igual número de ocasiones. 

Con acompañamiento de la Banda Monumental, ejecutaron la “Marcha del silencio”, pieza que sólo es interpretada en pompas fúnebres o cuando se impone toque de queda en una ciudad, como muestra del dolor en que se envuelve el recuerdo de quienes perdieron a sus hijos o quedaron, desde niños, marcados de por vida tras el incendio.

Por su parte, el presidente Enrique Peña Nieto, al tanto del contingente coordinado que se llevaba a cabo en Hermosillo al igual que en la Ciudad de México, se limitó a recordar el dolor que representó aquel acontecimiento para todos los mexicanos, manifestando que a partir de esa jornada cada 5 de julio la bandera nacional ondeará a media asta, en señal de luto nacional.

Y no es para menos: la sola pérdida de estas 49 vidas y al menos 70 niños lisiados hace seis años, como advirtieron los propios manifestantes, cegó de golpe a toda una generación de sonorenses gracias al proceder criminal de una pandilla de burócratas indolentes—sin importar partidos ni colores—quienes aún no enfrentan la Justicia de ningún modo.

Sin embargo, no todas las puertas se han cerrado y tal parece que en este caso, donde la impunidad ha imperado desde las más altas esferas, quizá se vea una luz al final del túnel, desde que el abogado y representante legal de la asociación civil Manos Unidas por nuestros niños, Gabriel Alvarado Serrano, informó a los medios que el exgobernador Eduardo Bours se presentará a declarar en calidad de indiciado, por el presunto delito de omisión de sus deberes en el homicidio culposo de 49 niños y lesiones en más de 106, como víctimas del incendio.

En este contexto, el representante refirió que desde inicios de junio la Procuradora General de la República, Arely Gómez, se comprometió a concluir el caso ABC antes de finalizar su gestión, y que para que Bours declare sólo falta que el subprocurador Gilberto Higuera Bernal defina si será como indiciado o a título de autor intelectual por el incendio, hecho que—de llevarse a cabo en realidad—sentaría un gran precedente en la Historia de la Administración de Justicia en México y en el momento indicado: justo cuando los capos se fugan dos veces de las cárceles.


enrique.sada@hotmail.com