Estilo

La salud al día

Hablar de salud es hablar de los hábitos alimenticios y esto incluye a toda la familia. A continuación te compartiré unos interesantes consejos, espero te sean de ayuda.No salgas sin desayunar. Quince minutos son más que suficientes para hacerlo, así recargarás a tu organismo de energía para afrontar el día de la mejor manera, física y psicológica. Un desayuno completo debe estar compuesto por lácteos, cereales y fruta. Los lácteos deben estar presentes en nuestra alimentación diaria, pues son una excelente fuente de nutrientes: proteínas, calcio y vitaminas (A, D, B12 y ácido fólico). El calcio es un mineral esencial para prevenir la osteoporosis y mantener fuerte la estructura ósea y los dientes. Por ello, los expertos recomiendan la ingesta diaria de entre dos y cuatro raciones de alimentos lácteos. El hierro es un nutriente esencial, para que no te falte debes  comer una vez a la semana carnes rojas, mariscos o paté. Si eres vegetariano, opta por legumbres, cereales o frutos secos y combínalos con un postre a base de naranja, kiwi, fresas o toronja, pues la vitamina C ayuda a absorber mejor el hierro y hablamos de las verduras asadas (berenjena, pimiento, espárragos, etcétera) o al horno son una excelente alternativa, tanto para primer plato, como para guarnición del segundo. Practicar algo de ejercicio físico activar nuestro metabolismo y genera la producción de radicales libres. Combate esta reacción tomando alimentos ricos en vitaminas antioxidantes, como frutas, verduras, hortalizas y frutos secos. No olvides hacer trabajar a tu metabolismo, realizando  entre cuatro y cinco comidas al día. De esta forma, estarás comiendo menos cantidad de alimentos, pero aumentarás la frecuencia de ingestión, lo cual mejorará la eficiencia del metabolismo y evitará que aparezca el hambre. Controla la cantidad de sal en tus comidas y sustitúyela por hierbas aromáticas, limón o especias que aporten un toque de sabor a tus platillos. Es importante involucrar a todos los miembros de la familia en las actividades relacionadas con la alimentación: ir al súper, preparar y cocinar los alimentos, etcétera, para que todos estén en la misma sintonía. 


emilu.cazares@milenio.com