#ANDOMORELEANDO

La Burra no era arisca

Ayer jueves 19 de junio, después de varios meses sin actividad, el Consejo Ciudadano del Paseo Morelos se volvió a reunir presidido por el Secretario del Ayuntamiento y el Director de Obras Públicas, el motivo lo cataliza la noticia que el Gobierno del Estado le traslada al Municipio de Torreón la responsabilidad de ejecutar la construcción del Paseo Morelos. En ese sentido también le ha pasado una parte de la información del proyecto ejecutivo, aclarando el Ing. Berlanga que falta mucha de la misma (sólo se entregaron dos discos), la cual se solicitará a la brevedad. Ahí mismo se nos hablo un poco de los alcances y posibles modificaciones al proyecto así como de una posible fecha de inicio de las obras de infraestructura subterránea, por ahí del 15 de agosto del presente año. Esa parte del proyecto tendrá una duración estimada de ocho meses, para lo cual se realizará una licitación pública por ahí de mediados de Julio vía #Compranet (para que estén #alTIRO). Durante el transcurso de la obra se irá consensando entre los miembros del Consejo la parte arquitectónica, #laqueseVERÁ por así decirlo, obteniendo así un nuevo proyecto arquitectónico.  Sí, leyó Ud. muy bien estimado ciudadano, un nuevo proyecto arquitectónico ya que el que presentó el Arq. Rodolfo Romo Vidaña y que nos costó a Ud. y a mi la friolera de 2.5 millones de pesos, se modificará totalmente ya que a pesar de haber asistido a dos reuniones en tiempo y forma, una con los comerciantes directamente interesados y otra en CANACO Torreón, el mencionado profesionista nunca tomó en cuenta las opiniones que se le hicieron al proyecto. Vamos, es como si Ud. le encarga a alguien el diseño de su casa, esa que tanta ilusión le causa y tantos esfuerzos le va a costar, en el camino le hace correcciones, le da su opinión (que por cierto el recibe con enojo y prepotencia) de que o que no debe de ir en su nuevo hogar y el fulano le entrega tarde, nomás no refleja esas ideas y además le exige a su vez el pago por su “trabajo”. Y es en ese sentido que se hicieron tres preguntas al Ing. Berlanga ¿cuáles serán los mecanismos para asegurar un amplio conocimiento de la licitación para la obra de infraestructura? como miembros del Consejo ¿conoceremos nosotros las propuestas que se reciban? y ¿podremos incidir en la elección de la oferta ganadora? Al final sólo nos dieron respuesta a la primera y las otras se quedaron en el #salvadoPORlacampana. No es que queramos pecar de super-transparentes, se aplaude la apertura a la ciudadanía de procesos como el que aquí se retratan, pero (el gran pero que nunca falta) recordemos que el Arq. Romo “ganó” una licitación pública vía #Compranet en lo que sólo participaron DOS ofertas; recordemos que un DVR se tumbó porque no servía; recordemos que nos dijeron que la Plaza Mayor se iba a construir en siete meses y que iba a costar 500 millones de pesos, recordemos pues que #laBURRAnoeraarisca y que al final nosotros somos los que pagamos, inclusive los platos rotos. 


@moreleandoTRC/ Fb. Moreleando, de vuelta al centro/@rodrigodiazMK