ELDP

Matrimonio Igualitario en Puebla

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) el pasado primero de agosto, resolvió la acción de inconstitucionalidad presentada por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), invocando por concepto de invalidez el artículo 300 del Código Civil del Estado de Puebla, al considerar como restricción la unión de un hombre y una mujer, excluyendo a las parejas del mismo sexo, atacando el derecho a la dignidad humana, la protección a la organización y desarrollo de la familia, previstos en la Constitución. Derivado de esto, la CNDH manifiesta que el artículo 294 del mismo ordenamiento Civil, establece que el Estado reconoce y protege la institución del matrimonio, definiéndola como un contrato civil, por el cual un solo hombre y una sola mujer, se unen en sociedad para perpetuar la especie y ayudarse en la lucha por la existencia, satisfaciéndose solamente, mediante la unión de un hombre con una mujer.

Los argumentos manifestados por la CNDH, incluyen una tesis aislada emitida por nuestro máximo tribunal, que data de agosto del año 2011, bajo el rubro "matrimonio no es un concepto inmutable", la cual señala que la conceptualización tradicional del matrimonio puede modificarse de acuerdo con la realidad social, es decir, con la transformación de las relaciones humanas, trayendo como consecuencia la desvinculación de una función procreativa como su fin último. Bajo este argumento la CNDH expone que es válido reclamar mediante una acción de inconstitucionalidad, la invalidez de la porción normativa "hombre y mujer" contenida en el artículo 300 del Código Civil poblano.

La SCJN resolvió esta acción de inconstitucionalidad declarando la invalidez de los artículos 294, 297 y 300 del Código Civil para el Estado de Puebla, en las porciones normativas: "perpetuar la especie", "marido y mujer" y "el hombre y la mujer", respectivamente, preceptuadas en los citados artículos sobre el matrimonio y el concubinato, debiendo entender que estas instituciones involucran a dos personas del mismo o de distinto sexo.

El verdadero reto en Puebla será posterior a la publicación de la sentencia, no solo modificando los preceptos normativos aludidos sino también, los ordenamientos correlacionados con el matrimonio y concubinato. Y aún más importante la actualización administrativa y la aplicación de esta modificación, para evitar una violación a la dignidad humana, así como a los principios de no discriminación y de igualdad, salvaguardados por la Suprema Corte.

JESÚS FELIPE MONTELONGO