Intelecto Opuesto

Rezago municipal

De los 84 municipios que tiene Hidalgo, más de la mitad presentan carencias de algún tipo de acuerdo a los últimos datos publicados por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social del gobierno federal.

Las cifras reflejan que a pesar de no padecer índices de pobreza extrema como en estados del sur del país, en zonas como la sierra y la huasteca se sigue padeciendo de servicios básicos y vitales para elevar la calidad de vida de la población.

Según el Coneval, en dos años aumentó la pobreza en México, al pasar de 53.3 millones a 55.3 millones de personas entre 2012 y 2014; la situación no fue ajena al estado pues en 2012, un millón 465 mil habitantes que representan el 52.8% de la población hidalguense se encontraba en pobreza, de los cuales un millón 189 mil presentaban pobreza moderada y 276 mil que son aproximadamente el 10% estaban en pobreza extrema.

Pese a tratarse de una situación que aqueja a nivel nacional a la mayoría de mexicanos, quienes lo resienten de una mayor forma son los municipios; los pueblos y comunidades que fundaron gobiernos locales y decidieron ser un ayuntamientos en busca de gobernabilidad, paz social y estabilidad, son quienes se encuentran en la situación más vulnerable de todas.

En 2012, la condición de rezago educativo afectó a 20.6% de la población hidalguense, lo que significa que 572 mil individuos presentaron carencia social educativa; en tres años, parece que no ha cambiado mucho el panorama.

Y tampoco hace falta irse a todas las cifras y los indicadores para darse una idea; lo mejor es acudir a las zonas y constatar cómo vive la población.

Hace unos días, publicamos en MILENIO Hidalgo que en el municipio de Huehuetla llevan más de 5 años con desabasto grave de agua para viviendas, lo que desencadena una serie de problemas posteriores que terminan siendo factores claves para otras problemáticas como inseguridad, migración y condiciones de salud.

No existe en la actualidad ningún gobierno municipal de los 84 que hay en Hidalgo que hayan solucionado los problemas de carencia en la gente; no hay alguno que destaque por haber sacado de la pobreza a las comunidades. Por eso impacta más en dichas zonas la pobreza, porque la gente percibe malas administraciones tras ver obras, inauguraciones, fotos en redes sociales con personajes de la política sonriendo, pero luego, todo igual o peor, un empobrecimiento cada vez más visible y que angustia a las nuevas generaciones.

¿Qué hará el nuevo gobierno en Hidalgo?, son ya muchas las administraciones que se han propuesto terminar con la pobreza en el estado que ya no se entiende cómo es posible hacer algo por los municipios. ¿Qué debe suceder o qué debe cambiar para que Hidalgo deje de ser un estado con población marginada incluso en sus ciudades más importantes?, por lo que se ha visto, nadie sabe.

eduardogonzalez.lopez@milenio.com