Intelecto Opuesto

Arrecia lucha por huachicol

Hidalgo es uno de los estados en donde Petróleos Mexicanos tiene más problemas con el delito de robo de hidrocarburo y presencia de tomas clandestinas, pues se presenta como el quinto estado donde la ciudadanía percibe más la presencia de los llamados huachicoleros y la actividad parece crecer cada día.

Tan solo esta semana se han presentado incidentes diarios en la región del Valle del Mezquital y la Tula-Tepeji donde se han localizado unidades abandonadas, incendiadas, personas fallecidas y tomas ilegales.

Uno de los principales puntos rojos de estos días ha sido el municipio de Tezontepec de Aldama donde tradicionalmente se ha sufrido del problema de ordeña de ductos donde se ha dado a conocer que cada vez más personas se involucran en esta actividad ilícita.

El Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública (Cesop), de la Cámara de Diputados, informó en fechas recientes que el robo de combustible es una actividad creciente por el número de tomas y en la cantidad total de lo hurtado. Y es que señalan en un informe a diputados federales que el incremento no es casual y responde a una diversificación sofisticada de distintos grupos delictivos y su organización, no sólo para financiamiento de sus actividades, sino también reditúa a cada individuo que se vuelve partícipe del delito.

"Esta práctica obedece a una inconformidad social generalizada por bajos salarios en el campo, el incremento en los precios de las gasolinas, así como a un conjunto de acciones preventivas y de contención laxas por parte de Petróleos Mexicanos (Pemex) y el Estado mexicano", señalan en el Congreso de la Unión.

En el documento, el Cesop puntualizó que en junio de 2017, realizó una encuesta acerca de este tema. Entre los hallazgos más importantes sobresale que la población encuestada sitúa geográficamente aquellos estados de la República en donde supone que existe el robo de combustibles: Puebla (40.4%), Veracruz (24.6%), Estado de México (13.2%), Jalisco (8.7%), Hidalgo (7.9%), Tamaulipas (7.2%), Michoacán (7.1%), Guanajuato (6.9%), Tabasco (5.7%), Guerrero (4.0%), Ciudad de México (3.8%), Chiapas (3.7%); el resto de los estados obtuvieron menos del 3% de menciones.

La población consideró que una de las causas se debe al alza en el precio de los combustibles (27.1%), corrupción/complicidad/colusión (16.2%), desempleo (10.2%), incompetencia de las autoridades (87%), falta de vigilancia de los ductos (7%), crisis económica (5.8%), delincuencia organizada (4.4%), por querer obtener dinero fácil (3.8%), a causa de la pobreza (3.2%), impunidad (2.8%), bajos salarios (1%), pérdida de valores (0.9%), por el fácil acceso a los ductos (0.6%), incremento del dólar (0.4%) y el resto no sabe o no contestó (7.9%).

eduardogonzalez.lopez@milenio.com